Ir a contenido

lesiones graves

Un niño hiere a un conductor al lanzarle una piedra desde un puente de Badalona

El menor esperó desde una pasarela de la C-31 a que pasara un turismo para soltar el pedrusco

Los Mossos han arrestado al chico, que estuvo a punto de provocar un accidente en cadena

GUILLEM SÀNCHEZ / BARCELONA

jgblanco37207414 badalona 08 02 2017 un menor detenido por lanzar piedras a l170208115158

Estado en el que quedó el coche tras recibir el impacto de la piedra.  / EL PERIÓDICO

Un chico de 14 años ha herido de gravedad a un conductor al que lanzó una piedra desde un puente de Badalona. Los hechos ocurrieron a las 00.30 horas del 27 de enero. El niño se subió a una pasarela que cruza la carretera C-31 por el interior de Badalona y, armado con un pedrusco, esperó a que un vehículo pasara por debajo del puente.

Cuando la víctima se acercaba, soltó la piedra, que impactó violentamente contra la luna delantera del coche a causa de la inercia que traía el automóvil. En este tramo de la vía los coches circulan a unos 80 km/h. El proyectil rompió el cristal y alcanzó al conductor, que acabó con la clavícula destrozada. Las partículas de vidrio provocaron, además, graves lesiones en los ojos de la víctima. A pesar del susto y completamente a ciegas por culpa de los cristales, el conductor fue capaz de detener el coche.

No obstante, al frenar el vehículo de forma brusca, originó un elevado riesgo para el resto de automóviles que circulaban en el mismo sentido de la marcha. Los coches que venían por detrás tuvieron que esquivarlo. El incidente no solo ha causado graves lesiones al conductor -las heridas más preocupantes son las sufridas en los ojos-, sino que a punto estuvo de originar un accidente en cadena en la vía.

INVESTIGACIÓN EN MARCHA

Agentes de la Unidad de Investigación de la comisaría de Badalona, en colaboración con miembros de Investigación de Accidentes del Área Regional Metropolitana Norte, iniciaron horas después la búsqueda de la persona que había tirado la piedra, que apareció en el interior del coche siniestrado.

Las cámaras de videovigilancia de la C-31 grabaron la secuencia completa. Se veía como el menor aparecía en el puente, ubicado cerca del centro comercial Magic, se colocaba en la posición adecuada, esperaba a que llegara el coche, calculaba el tiempo justo y soltaba la piedra, de dimensiones considerables.

El 3 de febrero, los Mossos d’Esquadra arrestaron al menor. La detención se produjo sobre las 20.00 horas de la noche. La policía lo localizó en la misma ciudad en la que habían tenido lugar los hechos una semana antes, Badalona. Los investigadores que se hicieron cargo del caso le atribuyen un delito de lesiones graves, otro de daños materiales y un tercero por poner en riesgo la seguridad de los conductores. La policía trasladó enseguida al chico a la Fiscalía de Menores y este órgano del Ministerio Público se hará cargo del proceso judicial, dada su condición de persona más joven de 18 años.

ADVERTENCIA DE LA POLICÍA

Fuentes de los Mossos han destacado que este incidente no es un hecho aislado. Por eso advierten de que, independientemente de si la acción por parte de menores -o mayores de edad- de lanzar piedras contra los coches acaba provocando lesiones, supone por sí sola una grave infracción contra la seguridad viaria.

0 Comentarios