Ir a contenido

novedades judiciales de una trama de corrupción

Pujol Júnior cobró comisiones a empresarios afines, según el juez

De la Mata mantiene imputado al consejero de Copisa por blanqueo y delito fiscal

El togado niega que el hijo del 'expresident' hiciera labores reales de intermediación

MARGARITA BATALLAS / MADRID

Ir a por lana y salir trasquilado. Este viejo refrán se lo puede aplicar el consejero delegado de Copisa, Xavier Tauler, que pidió el pasado mes de febrero el archivo del proceso en el que está inmerso por haber sido uno de los empresarios que presuntamente pagó comisiones a Jordi Pujol Ferrusola. El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata se ha opuesto a esta solicitud en un auto en el que afirma que el primogénito del expresident Pujol obtuvo en el 2004 «un patrimonio no irrelevante» de «pagos multimillonarios» de esta empresa en concepto de comisiones y «pagos ilegales».

Tauler declaró como imputado el 12 de noviembre junto a otros empresarios para explicar los servicios que había realizado para ellos Pujol Júnior. El consejero de Copisa afirma en su escrito que el origen de la emisión de facturas de las empresas de Pujol a esta sociedad entre los años 2005 y 2009 se halla en su intermediación «en una serie de operaciones mercantiles desarrolladas en el ámbito exclusivamente privado». Asimismo, aclaró al juez que su grupo mantiene relaciones comerciales con las empresas de Pujol hijo desde el 2005, cuando el primogénito del expresident contactó con Tauler para ofrecerle «una serie de oportunidades de negocio en diferentes ámbitos, más de 40, algunas de ellas en Centroamérica y África, de las que solo fructificaron nueve».

SIN DOCUMENTOS / El consejero de la constructora explicó que Pujol Ferrusola les facilitó «información adecuada sobre posibles operaciones y los datos de las personas de contacto». Sin embargo, el juez desmonta esta versión porque «no hay documentación de ninguna de las gestiones de intermediación» desarrolladas por el hijo del expresident.

Tauler tambén manifiesta que Jordi Pujol Ferrusola le facilitaba la información cuando ambos coincidían en desayunos o fines de semana y los honorarios se pactaban verbalmente, «existiendo únicamente las facturas libradas» por Pujol Júnior, que eran abonadas por el grupo Copisa. Estos pagos alcanzaban entre el 1% y el 3% del monto de la operación (en algunos casos por encima del millón de euros) .

El magistrado recoge algunas operaciones, como una llevada a cabo en L'Hospitalet de Llobregat en la que la intermediaria Laura Cutillas «negó enérgicamente» que Pujol hubiera mediado en la operación. «Y menos aún» Ramon Gironès (suegro de Pujol Ferrusola), que exigió una comisión del 3% «para sí mismo».

LOS PAGOS / Por estos motivos, el togado señala que los servicios de intermediación «no existieron», sino que se encubrían «comisiones, en este caso del grupo Copisa», o «pagos ilegales» en contraprestación «a gestiones realizadas para beneficiar a aquellas empresas».

Y acusa a Tauler de haber podido contribuir «al enriquecimiento mediante conductas constitutivas de los delitos de blanqueo de capitales, contra la Hacienda Pública y falsedad en documento mercantil». La UDEF ha establecido que las aportaciones del Grupo Copisa a las empresas de Jordi Pujol Ferrusola alcanzaron los 3,59 millones de euros entre el 2005 y el 2009.

0 Comentarios