Ir a contenido

POLÉMICA POR EL FUNCIONAMIENTO DEL GRUPO MIXTO

Laporta no acepta partirse el tiempo con Ciutadans

Exige a De Gispert que posponga el pleno de investidura previsto para mañana

EL PERIÓDICO
BARCELONA

Joan Laporta no está por la labor de encajar por las buenas que su partido, Solidaritat Catalana, y Ciutadans cuenten con los mismos derechos en el Grupo Mixto y no piensa regalar a los antinacionalistas ni un minuto de su cuota de pantalla. Para ser exactos, ni dos.

Todo ello se desprende del comunicado que el partido independentista emitió ayer para rechazar con toda contundencia la decisión del Parlament de que ambas fuerzas cuenten con 15 minutos de intervención cada una el martes, en la segunda jornada del debate de investidura que empezará mañana, y cinco más el jueves, cuando se prevé que llegue la segunda votación. La decisión de la Mesa de la Cámara catalana parte de que los dos partidos integran el Grupo Mixto.

El comunicado de Solidaritat advierte de que el partido de Laporta recurrirá la decisión y niega que el Grupo Mixto exista todavía, ya que el reglamento prevé que los grupos se formen hasta ocho días después de la constitución de la Cámara, que se produjo el jueves. Pese a ello, el texto subraya que incluso si se parte de que el grupo existe, a Solidaritat le corresponden cuatro séptimas partes del total del tiempo, y a Ciutadans, tres séptimas partes. Traducido en tiempo real, a los independentistas les tocaría hablar mañana 17 minutos y a sus rivales, 13.

La diferencia no parece sustancial, pero de imponerse Solidaritat, contaría con una pequeña ventaja. Solidaritat empieza fuerte, ya que acompañó su protesta y su petición de una reclamación a la presidenta del Parlament, Núria de Gispert: el comunicado del partido la emplaza a posponer el debate de investidura hasta que haya Grupo Mixto y se imponga la mayoría numérica de cuatro a tres en su seno.

0 Comentarios
cargando