Ir a contenido

El Ayuntamiento cierra la Sala Apolo por defectos estructurales

Los bomberos detectan corrosión en los pilares del sótano y no permitirán que se abra al público hasta que se apuntale, aunque matizan que no hay peligro "de colapso inminente"

EL PERIÓDICO / Barcelona

El Ayuntamiento de Barcelona ha obligado a cerrar al público la Sala Apolo y los locales de restauración y ocio adyacentes por "problemas estructurales en el subterráneo del edificio". Las actividades con público no se podrán reemprender hasta que los propietarios hayan efectuado obras de refuerzo, lo que obligará a trasladar a otros locales todas las actividades programadas en los próximos días (como la actuación de Farruco y su hermano El Carpeta, y el grupo belga Absynthe Minded, dejando en al aire la celebración del festival Primavera Club.

Una inspección de los bomberos de Barcelona ha detectado, en un subterráneo de 1.400 metros cuadrados situado bajo la finca, en las calles Vila i Vilà y Nou de Rambla, que la humedad, a causa de zonas con filtraciones, ha provocado corrosión en las armaduras de los pilares y en la losa de hormigón de la planta. En la finca, según el dictamen de los bomberos, "no hay indicios de riesgo inminente de colapso, pero no es apta para el uso de las actividades para las cuales tienen licencia los locales", por lo que las actividades deben suspenderse hasta que se haya apuntalado el sótano.

La orden de suspensión de las actividades con público afecta a la Sala Apolo y al salón recreativo y distintos bares y restaurantes situados en los números 107, 111 y 113 de Nou de Rambla y 60 de Vila i Vilà, pero no al edificio de viviendas situado en la misma finca.

.

0 Comentarios