El Periódico

Promo camiseta champions

El Vall d'Aran recupera la normalidad pero sin agua corriente

Los vecinos evacuados de Arties han podido ya regresar a sus casas y comprobar los daños

Operarios trabajan para recuperar el suministro eléctrico y restablecer la circulación por las carreteras

FERRAN COSCULLUELA / Arties

Miércoles, 19 de junio del 2013 - 18.23 h

Después del caos vivido en el Vall d'Aran por el desbordamiento de los ríos, la comarca ha empezado este miércoles a volver, poco a poco, a la normalidad. En las últimas horas las lluvias se han reducido --en Vielha tan solo se han recogido 2,7mm de agua-- y el día ha amanecido con un sol brillante. Pese a la mejora, Protección Civil de la Generalitat mantiene la alerta del plan Inuncat ante el importante caudal de agua que siguen teniendo los ríos Garona, Noguera Pallaresa y Noguera Cardós. También se mantiene la recomendación a los vecinos de no acercarse al río, de no saturar las líneas telefónicas y de evitar los desplazamientos por carretera. Y no hay suministro de agua potable, que debe de realizarse con cubas, y hay problemas con las comunicaciones telefónicas.

Los 300 vecinos que fueron desalojados este martes de sus casas podrían volver a sus domicilios en las próximas horas, una vez los servicios de emergencia comprueben que el peligro ha pasado. De hecho, los 200 vecinos desalojados de Arties, la población más afectada por las inundaciones, han podido ya entrar en sus casas y comprobar los daños de la riada. También han aprovechado que luce el sol para empezar a limpiar de barro, tierra y agua sus propiedades. Al trabajo de los vecinos se han añadido las excavadoras, que están despejando las calles del pueblo. Asimismo, la bajada del caudal del Garona ha permitido que se pueda cruzar ya por uno de los dos puentes que cruzan la localidad.

Por su parte, las compañías eléctricas trabajan para restablecer el suministro a los abonados que siguen sin luz. A primera hora de hoy los afectados eran 1.413, pero a mediodía ya solo quedaban unos 400. También se está trabajando para restablecer la circulación por las carreteras, muy dañadas por el desbordamiento de los ríos. En Vielha cinco calles siguen sin suministro de gas.

Carreteras cortadas

A mediodía de este miércoles seguían cortadas dos carreteras; la N-230 entre Vielha y la frontera francesa y la N-141, entre Bossòst y Francia. El transporte escolar y el transporte público no funcionará este miércoles y las escuelas de la comarca tampoco abrirán.

Protección Civil espera que el caudal de los ríos, que ya ha empezado a bajar, se reduzca todavía más para poder valorar con precisión los daños causados por las lluvias y el desbordamiento, sobre todo en estructuras como carreteras, puntos y viviendas. Y de momento ha dispuesto el suministro de agua potable en camiones cuba en los municipios del Val d'Aran afectados por las inundaciones, que han causado "severos daños" en las carreteras y en la red de agua potable.

Escribe tu comentario

(máximo 500 caracteres)

Inicia sesión para enviar un comentario