El Periódico

Canet Rock 2015

MOVILIZACIONES en toda españa en defensa de la i+d+I

Miles de científicos salen a la calle contra el «desprecio» de Guindos

Protestan en una veintena de ciudades contra los recortes en la investigación

El colectivo deja al ministro otra carta con sus peticiones y 45.000 firmas

ANTONIO M. YAGÜE / MADRID
ANTONIO MADRIDEJOS / BARCELONA

Sábado, 15 de junio del 2013

n oelia Fernández, miembro de D-Recerca, una de las asociaciones convocantes de las protestas, lo tenía claro: «Los científicos no solo tenemos un problema, como ya sabe todo el mundo, sino que cada vez nos tratan peor». El último ejemplo fue ayer: tras recorrer varias calles de Madrid, los manifestantes tenían previsto entregar en el Ministerio de Economía y Competitividad un sobre con las 45.000 firmas recogidas en apoyo a sus propuestas, la llamada segunda Carta Abierta por la Ciencia, pero ni el ministro Luis de Guindos, ni su colega y secretaria de Estado de Investigación, Carmen Vela, ni representante alguno los recibió. Así que optaron por colgar el sobre en una reja del edificio.

La protesta se desarrolló simultáneamente en una veintena de ciudades, incluida Barcelona, donde unas 300 personas se congregaron junto a la facultad de Biología de la UB y, tras la leer la segunda Carta por la Ciencia, corearon lemas como Volem treballar, no emigrar y Sense ciència no hi ha futur. Luego cortaron durante cinco minutos la Diagonal.

El desplante de ayer en Madrid se suma a la decisión de los propios Carmen Vela y Luis de Guindos de dar vía libre este mes a la convocatoria del Plan Nacional de Investigación, es decir, el dinero público -104 millones de euros- del que dispondrán los investigadores para sacar adelante sus proyectos hasta el año 2016. Los investigadores, que se manifestaron por el centro de la capital española bajo el lema Sin ciencia no hay futuro, fueron entre 5.000 y 10.000, según las asociaciones convocantes.

SENSACIÓN DE ORFANDAD // «Nos sentimos huérfanos en el Ministerio de Economía. Estamos en manos de gente que desprecia la ciencia», clamó Carlos Andradas, presidente de la Cosce (Confederación de Sociedades Científicas de España), ante a un abarrotado salón de actos del CSIC, donde se leyó la carta. «El problema es que trabajaremos en otro país y todos los proyectos, la financiación y los avances que se obtengan se quedarán allí», apostilló José Manuel Fernández, miembro de la Federación de Jóvenes Investigadores. Desde allí, algunos vestidos con camisetas rojas y portando pancartas en las que se podía leer Si se destruye nuestra ciencia, se destruye nuestro futuro y Más investigación, menos corrupción, partieron hacia el ministerio.

Los científicos pidieron coherencia en la política de recursos humanos para atraer y retener talento, así como el lanzamiento de la Estrategia de I+D+i que permita cumplir el compromiso de llegar a una inversión del 2% del PIB antes del 2016. Además, reclamaron la creación de la Agencia Estatal de Investigación y una negociación que lleve a un acuerdo que proteja la I+D+i de los vaivenes económicos y, sobre todo, políticos.

Vea el vídeo de esta

noticia con el móvil o

en e-periodico.es

Escribe tu comentario

(máximo 500 caracteres)

Inicia sesión para enviar un comentario