El Periódico

Venta anticipada Raimon en el Auditori 2015

CAMPAÑA EN CONTRA DE UN MATERIAL ANTIDISTURBIOS

2.500 ojos para Ester Quintana

Más de dos millares de personas se fotografían con un parche en apoyo de la mujer mutilada en una protesta del 14-N

Stop pelotas de goma insiste en reclamar el veto a los proyectiles

TONI SUST / Barcelona

Viernes, 21 de diciembre del 2012 - 20.22 h

Algunos de los participantes en la campaña de apoyo a Ester Quintana.

Ester Quintana perdió el ojo el pasado 14 de noviembre durante las protestas que tuvieron lugar en Barcelona con motivo de la huelga general. El 17 se produjo la primera reunión de un grupo de allegados a la mujer que consideraron que el asunto no podía quedar sin respuesta y denuncia. El 18 alguien tuvo la idea de iniciar una campaña e implicar a amigos y famosos. Y el 19 empezó todo: algunos acudieron a hacerse fotos con un ojo tapado, muchos otros las enviaron.

La campaña, impulsada por la entidad Stop pelotas de goma, ha logrado que ahora mismo hay alrededor de 2.500 fotografías de personas que simulan la mutilación que sufre Ester. La lesión ha venido acompañada de una respuesta institucional como mínimo equívoca que ha dejado en la picota al conseller de Interior en funciones, Felip Puig. Puig aseguró primero que no se dispararon pelotas de goma en la zona en la que Quintana resultó herida para verse obligado después a rectificar y admitir que sí había sucedido.

Amigos de Quintana y la asociación Stop pelotas de goma se esfuerzan ahora por «extender la denuncia», como dice Joni Sahún, el responsable de prensa de la campaña, visible en el blog ojocontuojo.wordpress.com, y con una presencia muy activa en las redes sociales twitter y facebook,
Sahún explica que ahora los esfuerzos se centran en difundir la protesta y avisa de que ya cuenta con eco internacional. Como ejemplo cita los casos de Canadá y México. En este último país, sostiene, un joven perdió un ojo por el impacto de una pelota de goma el pasado 1 de diciembre.

Manifiesto

Stop pelotas de goma ha elaborado un manifiesto en el que reclama la prohibición del uso de este tipo de proyectiles, de 90 gramos de peso y con una velocidad máxima de 720 km/h. Se trata de un proyectil descrito como "menos letal", si bien puede causar lesiones de gravedad extrema, incluida la muerte. El debate sobre la necesidad de prescindir de las pelotas está abierto: el Síndic de Greuges, Rafael Ribó, ha pedido una moratoria. Siete personas dicen haber perdido un ojo desde el 2009 por el impacto de pelotas lanzadas por los Mossos.

Escribe tu comentario

(máximo 500 caracteres)

Inicia sesión para enviar un comentario