El Periódico

BARÓMETRO DEL GESOP PARA EL 26-J

En Comú Podem repetirá victoria en Catalunya y Ciudadanos superará a una CDC en caída libre

El partido de Domènech, el único líder que aprueba, crecerá un escaño, y Ciudadanos pasará de 5 a 7

Las fuerzas progresistas se impondrán holgadamente al centroderecha, relegado al furgón de cola

  • En Comú Podem repetirá victoria en Catalunya y Ciudadanos superará a una CDC en caída libre
  • En Comú Podem repetirá victoria en Catalunya y Ciudadanos superará a una CDC en caída libre

Viernes, 10 de junio del 2016 - 20:23 CEST

Dos partidos serán los principales beneficiados en Catalunya de la repetición de elecciones generales. En Comú Podem no solo revalidará la victoria, sino que consolidará la primera posición con 13 escaños, uno más que el 20-D, mientras que Ciudadanos pasará de 5 a 7 diputados y saltará del quinto al cuarto lugar a costa de una Convergència que sigue perforando su suelo electoral y se hunde hasta los 5 o 6 asientos. ERC perderá una de las 9 plazas actuales o se quedará igual, el PSC podrá decir que salva los trastos porque mantendrá las 8 actas que sacó hace seis meses y el PPC seguirá con el farolillo rojo pudiendo dejarse un diputado por el camino y quedarse solo con 4.

Esta es la previsión que arroja la última encuesta del GESOP, cuyo trabajo de campo se hizo entre el 3 y el 7 de junio. Por aquel entonces el Govern de Junts pel Sí y la CUP aún no habían escenificado su divorcio en el Parlament por el veto anticapitalista a los presupuestos de la Generalitat, pero el mar de fondo independentista ya venía removido desde hacía semanas. Mientras el bloque soberanista se adentraba en arenas movedizas, En Comú Podem se mantenía firme en su defensa de un referéndum de autodeterminación y en su propuesta de un gobierno de izquierdas regenerador. Sus 13 diputados, los 8-9 de ERC y los 8 del PSC evidencian que las fuerzas progresistas lograrán mayoría absoluta en Catalunya con 29 o 30 de los 47 diputados en liza.

LA NOTA DE LOS CANDIDATOS

Pese a que los rivales de un flanco le reprochan que promete una consulta irrealizable y desde el otro le niegan el plebiscito y le atribuyen una debacle económica, ambas cuestiones parecen haber sido claves para apuntalar la ascendencia de la coalición que lidera Xavier Domènech. Este candidato, un desconocido para la mayoría hace medio año, ha visto incrementada notablemente su popularidad y se ha convertido en el único aspirante que logra el aprobado: tenía un cuatro antes del 20-D y ahora registra un cinco raspado al que solo se acerca el republicano Gabriel Rufián, que pasa del 4,6 al 4,9. El convergente Francesc Homs también mejora (de un 4,2 a un 4,6), la socialista Meritxell Batet supera la valoración de Carme Chacón (4 frente a 3,6), el ciudadano Juan Carlos Girauta es el único que empeora su calificación (de 3,2 a 3), pues hasta el popular Jorge Fernández Díaz sube de un 2,3 a un 2,6.

Pero una cosa son las valoraciones de los líderes y otra, la de sus partidos. Solo el viento sopla a favor en ambos estadios para En Comú Podem, que forja su línea ascendente gracias a una alta fidelidad de su electorado (el 78,6% de los que le votaron repetirán) y también a la captación de nuevos simpatizantes: el 15,7% de los catalanes que no fueron a las urnas el 20-D apoyarán a la fuerza de la izquierda alternativa, que se nutrirá además del trasvase de papeletas procedentes de ERC (el 8,7% cambiarán a los republicanos por ellos), del PSC (8,5%) y de CDC (5,4%). De nuevo, el pandemonio soberanista y el declive socialista impulsan a los podemistas, que prácticamente lograrán los mismos diputados que los dos partidos independentistas juntos, o que la suma del PSC y el PPC.

Convergència bajaría al quinto puesto, ERC podría perder un diputado y el PSC repetiría los 8 que obtuvo con Chacón

Los populares son precisamente los que tienen una fidelidad de voto más elevada (el 80%), pero con una cifra de electores mucho menor porque pocos más pueden perder en un continuo castigo por la política del Gobierno de Mariano Rajoy con Catalunya. En el otro extremo, solo el 53,8% de los electores de Convergència están convencidos de que volverán a apostar por el mismo partido. La candidatura de Homs, que sigue sufriendo fugas principalmente hacia ERC (un 11,8%), va camino de volver a batir récords negativos y salva por los pelos el grupo parlamentario propio (cinco escaños). El cabeza de lista nacionalista intentará revertir la situación y movilizar a un electorado alicaído explotando la ruptura con la CUP para recuperar a los electores más moderados y reivindicarse como partido de orden con siglas bien claras, CDC, y no el artefacto de Democràcia i Llibertat.

barometro gesop junio 2016 Catalunya

EXPANSIÓN NARANJA

Esa partida de la moderación también la quiere disputar Ciutadans, que desde el bloque contratrio a la independencia y al reférendum quiere pescar en el río revuelto convergente reivindicando ahora su "catalanidad" y, como diría Girauta, luchando por el "sueño húmedo" de líderar España desde Catalunya".

Según la encuesta, los 'naranjas' suben de cinco a siete diputados porque captan a exabstencionistas y porque siguen recolectando en los graneros del PPC (con un trasvase de voto popular del 8% hacia ellos) y del PSC (7,6%), aunque también lo hacen en Convergència (3,2%), con la que tienen abierta otra batalla: conquistar los votos huérfanos de Unió tras la renuncia democristiana, 65.000 sufragios en toda Catalunya que podrían dar o quitar alegrías en forma de algún escaño.

También tratará de entrar en esa guerra el PPC, especialmente en la provincia de Lleida, donde las 4.867 papeletas de UDC son claves para decantar la balanza. No será esa una contienda para ERC o el PSC. Los republicanos se centrarán más en atacar a En Comú Podem negando su mayor de un referéndum pactado. En juego está que el 'efecto Rufián' no se desinfle. Los socialistas, saldrán al campo electoral como dijo Batet a intentar superar los resultados de Chacón, pero por ahora deberán conformarse con un empate.

Ficha técnica

-Empresa responsable: GESOP.

-800 entrevistas telefónicas efectuadas del 3 al 6 de junio.

-Universo: Población residente en Catalunya con derecho a voto.

-Muestra estratificada por dimensión de municipio con selección aleatoria de hogares y con cuotas cruzadas de sexo y edad.

-Error de la muestra: +/- 3,5% para un nivel de confianza del 95% y p=q=0,5.

El filial regresa a la División de Plata dos años después de perder la categoría