El Periódico

Entradas para el concierto de Andrea Motis y Juan Chamorro con la Orquestra Nacional Clàssica d'Andorra

La CUP recuerda a Puigdemont que es el 'president' de la ruptura

Anna Gabriel afirma ante Mas que la fuerza anticapitalista no tiene apego a la silla

Pide a Podemos que acepte la unilateralitat del proceso catalán

  • La CUP recuerda a Puigdemont que es el 'president' de la ruptura
  • Anna Gabriel, de la CUP, destaca el "voto de confianza" de su partido para hacer posible la investidura de Carles Puigdemont.

    EFE / TONI ALBIR / VÍDEO: ACN

    Anna Gabriel, de la CUP, destaca el "voto de confianza" de su partido para hacer posible la investidura de Carles Puigdemont.

Domingo, 10 de enero del 2016 - 21:01 CET

Anna Gabriel, la más vituperada desde las facciones más exaltadas de partidarios de Artur Mas y de un pacto entre Junts pel Sí y la CUP, ha subido al atril del Parlament luciendo una sonrisa que no la ha abandonado en toda su intervención. Gabriel, la más inflexible diputada de la CUP (junto con Josep Manel Busqueta) a la hora de impedir que Mas repitiera mandato, ha usado esa sonrisa para, con una visible diferencia de trato, establecer un distingo entre el pasado, Artur Mas, y el futuro, Carles Puigdemont. O "Carles", como se le ha aproximado. Eso sí, entre la sonrisa y el tono, un recordatorio al nuevo 'president': "El apoyo de la CUP es excepcional porque la legislatura lo es. Tienes, Carles, 18 meses para que sea la legislatura de la ruptura".

"Dijimos que no investiríamos un nuevo 'president autonómico' ha explicado Gabriel, "y así se ha hecho". Para Gabriel, es Puigdemont "el presidente de la transición hacia la república catalana, el que" transitará hasta "las elecciones constituyentes", ha apuntado a modo de explicación de por qué apoya su partido un candidato de un partido conservador.

Para este tránsito, ha señalado, era necesario "un comandamiento compartido, no una figura ultrapresidencialista que corría el riesgo de confundir el proceso con su persona". Y siempre con una sonrisa, ha afeado al ya 'expresident' sus ataques a al CUP en una entrevista televisiva: "En estos tres meses se ha acabado por llevar las declaraciones al terreno partidista y no" al del recorrido hacia la independencia.

SIN APEGO AL CARGO

Le recordó Gabriel a Mas (en un tono así como diciendo) que los diputados anticapitalistas consideran que el cargo "es un instrumento, no una finalidad. " por lo que no les ha costado a los dos elegidos para salir próximamente del hemiciclo (Busqueta y Julià de Jòdar) dar el paso al frente.

Finalmente, la opción elegida por los anticapitalistas para permitir la investidura de Puigdemont fue la de ocho votos a favor (hacían falta seis) y dos abstenciones (Gabriela Serra y Busqueta). "No es, obviamente, ni un 'president'nuestro ni un Govern nuestro, así que permítannos expresar esa diferencia", ha bromeado la que también es una de las líderes de Endavant, uno de los partidos que forman la CUP.

Pasadas las cuentas con Mas, pintadas las líneas rojas a Puigdemont, Gabriel ha hecho un aparte para "la izquierda española", es decir, Podemos. Tras agradecer el gesto de abogar por un referéndum para Catalunya, ha aseverado que "el Estado no se moverá", es decir que esa consulta "nunca se producirá". "Los partidos del régimen", es decir, según la CUP, PP, PSOE y Ciudadanos, "suman en el Congreso 253 diputados de 350". Una más que holgada mayoría absoluta" que impedirá cualquier acto de autodeterminación.

Y cuando ello ocurra, ha seguido la diputada, enfundada en una camiseta del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), ha dicho que esperaba que esa izquierda española "entienda que la unilateralidad es la única vía posible si lo que se trata es de respetar el ejercicio de la libertad de los pueblos".

Luis Enrique tiene una norma que sigue a rajatabla y enseña a todos sus ayudantes desde el primer día: "Tú puedes tener resultados o excusas, pero no ambos"

Daley Blind es el protagonista de la portada de SPORT de este miércoles