El Periódico de Catalunya

Miércoles 18 octubre 2017

Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

DE COPAS

En esta barbería sirven cócteles

El renovado Bobby's Free: un bar secreto con el que el mismísimo Al Capone se hubiera quitado el sombrero

En esta barbería sirven cócteles

Los co-propietarios Eric Basset y Dany Martín inauguraron el local como bar secreto el pasado noviembre.JULIO CARBÓ

En el número 85 de Pau Claris, aparente lugar de ensueño de todo 'hipster' barbado, se esconde uno de los secretos mejor guardados de la noche barcelonesa. Y precisa de contraseña. Barbería desde el exterior, bar secreto en el interior, el 'show' empieza detrás de un espejo al que se accede por una puerta clandestina. "¿Conocéis la palabra secreta de este mes?", pregunta un portero calvo y con sombrero, en un tono misterioso. Y hasta aquí puedo desvelar.

Los clientes entran fascinados en un 'speakeasy' digno de pertenecer a la red de 10.000 bares clandestinos que controlaba Al Capone en el Chicago de finales de los años 30. Pero aquí se sirven cócteles de autor, se saborean snacks gurmet y se escucha música en directo los sábados por la noche.

La barbería es solo una tapadera del secreto que esconde el local. JULIO CARBÓ

El actual Bobby's Free, trasnochado pub irlandés y una de las barras más antiguas de la ciudad, está ambientado en los Estados Unidos de la Ley Seca -o enmienda XVIII de la Constitución- que castigaba con multa y prisión la fabricación, venta y consumo de bebidas alcohólicas. Con la complicidad de los ciudadanos que aborrecían esta prohibición, en los bares se llegó hasta los límites de la creatividad para conseguir servir alcohol sin ser detenido. Esta es la esencia del nuevo Bobby's Free: enigma y espontaniedad con los detalles cuidados al máximo nivel.


DE OTRA ÉPOCA

Vestidos de escrupuloso negro y con tirantes de cuadros de color burdeos, detrás de la barra se encuentran los propietarios del bar: Eric Basset y Dany Martín, un tándem con talento. Ambos rondan la treintena y se conocieron en el restaurante Caelis -cuando aún estaba en el lujoso Hotel El Palace-, donde Basset deleitaba con sus platos y Martín encandilaba con el arte del cóctel.

"Nuestra táctica consiste en que el cliente nos encuentre. Queremos sorprender", explican los dos jóvenes emprendedores, que compraron el local hace un año y lo inauguraron como bar secreto el pasado mes de noviembre. "Teníamos que ultimar los detalles: el mecanismo de la puerta clandestina -que evidentemente Basset se niega a revelar-, la barbería, a la que solo se puede acceder con cita previa, y la escenografía del local, donde ya se han rodado algunos cortometrajes". Una puesta en escena digna de optar a un Óscar al mejor diseño de producción.

Mención especial para el Bobby's Kiss, el cóctel estrella, creación de Dany, inspirado en la dulzura del chocolate mon cheri, acompañado por un macaron y aderezado con un poco de magia.