El Periódico de Catalunya

Miércoles 20 septiembre 2017

Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

FESTIVAL MAS I MAS

Demasiado tiempo pasando de Incognito

La banda británica, una de las más destacadas del jazz funk, vuelve tras 18 largos años. La cita será en el Palau de la Música

Demasiado tiempo pasando de Incognito

Bluey, el alma de Incognito, en una imagen promocional.

Hay que remontarse al verano de 1999 para recodar la única actuación en Barcelona de Incognito, considerada como una de las mejores bandas de jazz funk (y una de las pioneras del acid jazz). El combo británico actuó en el Poble Espanyol y no regresó jamás. Por suerte, el Festival Mas i Mas se encarga de resarcir este olvido invitando a Jean-Paul 'Bluey' Maunick y su selecta troupe para que pongan el broche a su 15ª edición (el 1 de septiembre, en el Palau de la Música).

"Ha pasado mucho tiempo desde ese debut. ¡Demasiado! -se lamenta Bluey-. Y después de la terrible tragedia de Barcelona, sufrida por su gente y por los que visitan este hermoso lugar, es el momento idóneo para que celebremos la vida, el espíritu y la humanidad de esta ciudad".

El músico, compositor y productor (Isla Mauricio, 1957) es hijo del poeta mauritense Edouard Maunick. Pero a los 10 años se estableció en Londres con su madre. ¿El nombre del primer grupo que formó? Light of the World, la semilla del que sigue siendo su proyecto más importante, Incognito.

El éxito del conjunto -que publicó su primer disco en 1981 bautizándolo directamente 'Jazz funk'-, responde, dice, a que no ha dejado de perseguir su sueño. "Con 5 años ya decidí que esta sería mi vida ¡y así ha sido desde entonces! Vivo y respiro la música, y es lo que alimenta mi alma". La suya y la de sus seguidores.

HISTORIA DE UN COLLAR

Bluey cree que el mayor mérito de Incognito es cómo conecta con el público.

"¡Somos unos suertudos! La música altera el estado de ánimo a nivel individual y es una poderosa herramienta para unir masas. La música rompe barreras, entretiene, enseña, sana, conforta, eleva, inspira. Una vez en un concierto había un joven desaliñado que no perdía detalle. Al acabar, vino corriendo hacia mí y me puso un collar en la mano. Me explicó que había viajado dos días en autobús por terrenos montañosos para venir a vernos y que el collar era de su hermano, que había muerto de sida. Me contó que nuestras canciones le sirvieron para consolar su lucha y asumir su destino. Antes de fallecer, le pidió que viniera a vernos actuar y que lograra entregarme este collar y que sería entonces cuando lo vería claro, cuando lo entendería todo. Y mirándome a los ojos, exclamó: '¡Esta noche todo ha quedado claro! Le doy las gracias a mi hermano por esta experiencia".

HOMENAJE A MAURICE WHITE

Incognito anda de gira presentando su 17º disco, 'In search of better days'. Ellos tampoco dejan de buscar mejores días y afianzar un sonido propio que, en su día, bebió de artistas como Steve Wonder, Marvin Gaye, Santana, Kool & The Gang, Earth Wind & Fire...

Incognito

Palau de la Música
Horario: 1 de septiembre. 21.00 horas
Precio: 55 €

"Ellos han estado siempre presentes mientras tejíamos nuestro estilo. Afortunadamente, como dice la canción de Billie Holiday 'God bless the child', nosotros, al igual que ese niño, tenemos nuestra personalidad y hemos conseguido ser alguien por nuestros propios méritos. Pero, ¿sabes?, todavía tocamos canciones de Stevie Wonder y, recientemente, interpretamos 'That's the way of the world', de Earth Wind & Fire, como homenaje al gran Maurice White.

En el anecdotario de Incognito hay hitos como el de haber ofrecido el primer concierto en China en el que al público se le permitía estar de pie (con un control policial brutal). Fue antes del cambio de siglo y andaban presentando el álbum 'No time like the future'.