El Periódico

DEL CREADOR DE 'CAMARGATE'

Los 'profetas digitales' suben a escena

El dramaturgo, director y actor Jorge-Yamam Serrano ultima una obra sobre Assange, Snowden y Manning

Los 'profetas digitales' suben a escena

ÁLVARO MONGE

Jorge-Yamam Serrano.

Lunes, 2 de mayo del 2016 - 10:52 CEST

El fundador de WikiLeaks Julian Assange, el exanalista de la CIA Eduard Snowden y el exsoldado Bradley Manning (que pasó a llamarse Chelsea en el 2013) forman, a juicio del dramaturgo, director y actor Jorge-Yamam Serrano, la "santa trinidad digital". Así titulará su próximo proyecto, dedicado a reivindicar a a esos tres "profetas" de la era tecnológica que, "como en sus tiempos les sucedió a Sócrates, Jesús o Galileo", han sido "rechazados y perseguidos" por decir la verdad. Por filtrar documentos sobre los oscuros tejemanejes del poder.

Tras recrear en el montaje 'Camargate' la esperpéntica conversación entre Alicia Sánchez-Camacho y Victoria Álvarez en el restaurante La Camarga, Serrano ultima una obra sobre los tres 'wistleblowers' en la que se sirve del paralelismo con figuras históricas para ahondar en una máxima: "El profeta anuncia la verdad, y cuando esta nos incomoda, ya que no podemos eliminarla, buscamos deshacernos de quien nos la transmite". Con Assange, Snowden y Manning se repite, razona, "el mito de quien es tildado de loco por gritar certezas en la plaza del pueblo y acaba acusado de falso profeta, traidor, hereje". Mártires de la libertad de expresión para algunos; traidores para otros, sus casos llegan por primera vez a escena de la mano del creador barcelonés.

Escultura-instalación con las figuras de Snowden, Assange y Manning.

Serrano, que interpreta a un periodista de investigación en la ficción de 'La Riera', se ha documentado a fondo para armar una dramaturgia a partir de hechos y declaraciones reales. Incluso ha contactado (o contactará, matiza enigmático) con alguno de los protagonistas. "Planteo tres historias, sus tres situaciones de encierro, y en los entreactos incorporo una tríada de apoyo: Jesús, como arquetipo que se repite a lo largo de los siglos; y dos sabios que actuaron de forma opuesta frente al rechazo social a sus convicciones: Galileo y Sócrates". Mientras el astrónomo se retractó de su inicial respaldo a la teoría heliocéntrica para salvar el pellejo, el filósofo, exponente de "la integridad absoluta", antepuso los principios a su vida.

CÁRCEL, EMBAJADA Y HOTEL

Defenderán los personajes dos actores y una actriz, que asumirá la nueva identidad como mujer de Manning, que el propio exsoldado comunicó desde la cárcel militar de Kansas, donde afronta una condena de 35 años. Para este capítulo, Serrano se centrará en la carta que en febrero Manning envió a Amnistía Internacional, en la que desvela las luces y sombras de su caso.

De Assange recreará su día a día en la Embajada de Ecuador en Londres, donde lleva tres años refugiado («tuvieron que rehabilitar el lavabo como habitación para él y está hecho polvo»), recordará el fallo de la ONU a su favor y destacará una sentencia del 'hacker': "Mantener a una persona ignorante es enjaularla".

A Snowden, al amparo de Putin en Rusia, lo ubicará en un espacio inconcreto y en el hotel de Hong Kong desde donde filtró documentos de la CIA y la NSA. "No quiero vivir en un mundo donde todo lo que hago y diga sea grabado", es la frase lapidaria del informático, adalid de la defensa de la privacidad, a la que recurre Serrano. "También me he basado en 'Citizenfour', el fantástico documental que ganó el Oscar", apunta.

"GAMBERRADA TECNOLÓGICA"

"Hoy la lucha por la libertad del individuo se está librando con la encriptación y desencriptación de datos en la red. ¡Hay una mandanga bestial de cuchillos arriba y abajo!", denuncia Serrano, interesado en "el arte más sublime: la verdad". Si en el aplaudido montaje '¡Que vaya bonito!' desnudó su yo más íntimo, ahora persiste en un teatro de base documental. La nueva pieza no tendrá el tono "fallero" de 'Camargate', sino uno más comedido en consonancia con el material dramatúrgico. Introducirá, eso sí, una "gamberrada tecnológica"; un juego con el público para "mostrar en la forma lo que cuenta el contenido".

Alguna referencia caerá también a los 'papeles de Panamá' que, observa Serrano, han tenido una recepción muy distinta a los WikiLeaks. "Estos tuvieron un rechazo enorme mientras que las filtraciones de Panamá han sido aceptadas desde el principio. Quizá porque Assange, Snowden y Manning allanaron el camino, pero también porque no hay una figura a la que vilipendiar". No hay un profeta al que cargarle la cruz.

Los protagonistas

JULIAN ASSANGE
Townsville, Queensland, Australia, 1971.
Fundador de WikiLeaks, periodista y 'exhacker'. Desde hace más de tres años permanece refugiado en la embajada de Ecuador en Londres, a la espera de resolver el caso de su extradición a Suecia, país que le reclama por supuestos delitos sexuales. Ha participado en videoconferencias y ha colaborado con Snowden, especialmente en su traslado clandestino desde Hong Kong a Moscú.


CHELSEA (ANTES BRADLEY) MANNING
Oklahoma, EEUU, 1987.
Exsoldado y analista de inteligencia del Ejército de EEUU, filtró a WiliLeaks miles de documentos clasificados sobre las guerras de Afganistán e Irak, además del vídeo 'Collateral Murder' (asesinato colateral). La mayor filtración de documentos diplomáticos y militares secretos de la historia de EEUU (lo hizo en un CD de Lady Gaga). Un tribunal militar le condenó a 35 años de prisión y le expulsó del Ejército con deshonor. En agosto del 2013 manifestó su identidad como mujer transexual y en abril del 2014 cambió oficialmente su nombre a Chelsea Elizabeth.


EDWARD SNOWDEN
Elizabeth City, EEUU, 1983.
Exanalista de la CIA y de la NSA (Agencia de Seguridad Nacional), en junio del 2013 hizo públicos, a través de los periódicos'‘The Guardian' y 'The Washington Post', documentos clasificados como alto secreto sobre varios programas de la NSA. Reveló métodos de investigación y de vigilancia masiva ejercidos por el Gobierno de Estados Unidos, que llegó a espiar incluso a jefes de Estado y multinacionales. Filtró los documentos desde Hong Kong y logró huir a Rusia, donde vive exiliado en un lugar secreto. En septiembre se estrenará la película 'Snowden', de Oliver Stone.

El secretario técnico del FC Barcelona ya intentó ficharlo la temporada pasada sin éxito