• Viernes 29 agosto 2014, 09:53 h

elPeriódico.com

Compra tus entradas para Canet Rock

Regístrate | Iniciar sesión

POLÉMICA EN BRASIL

Río sufre un cierre masivo de discotecas en vísperas del Carnaval

El ayuntamiento carioca ordena una campaña de inspección de locales de ocio nocturno tras la tragedia de Santa María

Martes, 5 de febrero del 2013 - 00:11h. Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto
EDUARDO SOTOS / Río de Janeiro

"A este ritmo van a conseguir acabar con el Carnaval". Con esta frase, Leo Feijo, el mayor empresario de locales de ocio nocturno de Río de Janeiro, ha dicho en voz alta lo que la mayoría de habitantes de la ciudad piensa pero no quiere reconocer. En apenas cuatro dias, ante el estupor y cabreo generalizado de los cariocas, se han cerrado algunas de las discotecas más importantes de Río. Y todo ello cuando apenas falta una semana para el inicio del Carnaval, una de las mayores celebraciones del mundo y que atrae cada año a más de medio millón de personas en sus apenas cuatro días de duración.

Dos componentes de una de las comparsas más madrugadoras del Carnaval desfilan por el centro de Río, el domingo. MARCELO SAYO | EFE

La tragedia de Santa María, en la que hubieron 237 víctimas y cientos de hospitalizados, ha golpeado duro en los corazones de los brasileños. Para ahondar más en el dolor nacional, esta semana se ha sabido que una de las causas de la extremada mortalidad en el incendio se debió a la combustión de materiales de construcción extremadamente tóxicos y que la mayoría de los 138 que permanecen ingresados tienen los pulmones destrozados. Hay que recordar que Brasil es el mayor consumidor mundial de amianto, un material altamente cancerígeno y prohibido en varios países pero que en los países subdesarrollados continúa siendo ampliamente utilizado para la construcción. Aun así, la gente de la 'cidade maravelhosa' no quiere ver peligrar su seña de identidad.

Inspecciones de seguridad

Por todo ello, y aunque ha resultado tremendamente impopular, el Ayuntamiento de Río de Janeiro se ha lanzado a una campaña masiva de inspecciones de seguridad. Solamente en dos operaciones, llevadas a cabo simultáneamente durante el fin de semana, los inspectores de Defensa Civil y del Programa de Protección y Defensa del Consumidor (Procon) encontraron irregularidades en 19 clubes de los cuales ocho fueron clausurados al instante y un noveno en la mañana del domingo. En total, se han clausurado 137 locales de ocio en todo el estado de Río de Janeiro.

El cierre ha afectado a algunas de las discotecas más importantes de la ciudad, como el local de samba Carioca da Gema. Especialmente significativo es el club Le Boy, situado en la playa de Copacabana y considerado el mejor club de ambiente del país. Cada año, sus fiestas con pinchadiscos de fama internacional atraen a miles de homosexuales de todo el mundo, por lo que su cierre incide de manera directa sobre uno de los colectivos clave para la industria del ocio carioca.

Las deficiencias en cuanto a los sistema anti-incendio y el control de los aforos fueron las principales causas de cierre de los locales. "Existe una falta de concienciación por parte de los empresarios del ocio nocturno. Su afán de lucro excesivo pone en peligro la seguridad de sus clientes y eso va a traer consecuencias graves", afirmaba para el diario brasileño O Globo el coordinador de las operaciones, Marco Antonio da Silva.

Resignación y enfado

A pesar de la paranoia por la seguridad que lo ocurrido en Santa María ha causado entre los habitantes de Río de Janeiro, son muchos los que creen que este súbito interés de las instituciones por la seguridad de sus ciudadanos resulta sospechosa. Especialmente cuando se están revocando licencias que ya habían sido aprobadas en su momento, con el visto bueno del cuerpo de bomberos, y cuando apenas falta una semana para el Carnaval.

"Muchas veces los inspectores municipales crean impedimentos artificialmente para conseguir sobornos", aseguraba el director jurídico de la Asociación Brasileña de Bares y Restaurantes, Percival Maricato, en una entrevista televisiva. Es la denuncia que los empresarios del sector llevan realizando sobre la supuestamente intencionada lentitud de las autoridades municipales del país en conceder licencias. El diario Folha de Sao Paulo añadía más leña al fuego al asegurar que solamente en la ciudad de Sao Paulo existían más de 600 licencias para locales de ocio nocturno esperando para su aprobación.

"Las inspecciones pueden parecer debidas a la irresponsabilidad de los empresarios del ocio, pero existe una burocracia interesada en la concesión interesada de las licencias", afirmaba el empresario carioca Leo Feijo, que bombardea constantemente a las autoridades municipales desde las redes sociales. Mientras tanto, los habitantes de Río y los cientos de miles de turistas que en estos días abarrotan la ciudad continúan buscando alternativas de ocio nocturno entre el hastío y el malestar por la situación generada y que amenaza con aguar la fiesta más esperada del año.

Noticias relacionadas

 
Votos:
+0 votar a favor
-0 votar en contra
Compartir: delicious digg technorati yahoo meneame facebook buzz
Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto

Escribe tu comentario:

AVISO: El comentario no puede exceder de 500 caracteres

PARA PARTICIPAR DEBE SER USUARIO REGISTRADO. (Registrarse | Iniciar Sesion)

Internacional

Lo +

Lo más
Mostrar grupo Lo más visto
Ocultar grupo Lo más comentado
Mostrar grupo Lo más valorado
Mostrar grupo Lo más enviado

También en elPeriódico.com