El Periódico

Venta anticipada Raimon en el Auditori 2015

OVEJA NEGRA DE SANGRE REAL

El príncipe Laurent de Bélgica, un quebradero de cabeza para Alberto II

El hijo menor del rey se fue de viaje al Congo pese al veto formal del Gobierno belga y acumula un escándalo tras otro

ELISEO OLIVERAS / Bruselas

Viernes, 8 de abril del 2011 - 03.00 h

Tiene 47 años, es la antítesis del glamur y constituye un quebradero de cabeza para el rey belga y para el Gobierno. Es el príncipe Laurent, el hijo menor de Alberto II de Bélgica y duodécimo en la línea sucesoria al trono. Su última proeza ha sido un viaje al Congo en marzo, pese al veto del monarca y del Gobierno belga. El primer ministro, Yves Leterme, le amenazó con retirarle los 312.000 euros libres de impuestos que recibe anualmente del presupuesto y le acusó de "realizar una diplomacia paralela".

Laurent, que visitó asiduamente Libia entre el 2008 y el 2010 en estrecha relación con el régimen de Muamar Gadafi, mantuvo la semana pasada contactos con los representantes de la rebelión.

Este príncipe nada encantador tiene ya en su haber una interminable lista de tristes méritos, como haber sido el primer miembro de la casa real belga que ha tenido que declarar a un juicio por un turbio desvío de fondos públicos a su favor a principios del 2007.

Asimismo, la policía le ha retirado el permiso de conducir por exceso de velocidad en dos ocasiones, ha sido acusado por Brussels Airlines de abusar de su estatus para viajar en preferente sin pagar la tarifa y mantiene un opaco entramado de fundaciones y compañías para realizar negocios personales oscuros bajo la pantalla de la protección del medioambiente.

>> Más información en e-Periódico

Escribe tu comentario

(máximo 500 caracteres)

Inicia sesión para enviar un comentario