El Periódico

Los Mossos desarticulan un grupo que cometió robos con fuerza en viviendas del Vallès Occidental y el Baix Llobregat

Cuatro de los siete detenidos son vecinos de L'Hospitalet de Llobregat, dos de Cornellà de Llobregat y otro de Esparraguera

ACN / L'Hospitalet de Llobregat

Jueves, 27 de diciembre del 2012 - 11.46 h

Los Mossos d'Esquadra han desarticulado un grupo formado por siete personas acusadas de cometer una quincena de robos con fuerza en domicilios del Baix Llobregat y del Vallès Occidental mediante el método del escalamiento.

Los detenidos perpetraban sus robos -un total de 14- en domicilios de primera residencia del Vallès Occidental y el Baix Llobregat, donde entraban por una de las ventanas después de haberlas forzado con un destornillador.

Los ladrones se llevaban objetos que pudieran vender fácilmente, como joyas, dinero, aparatos electrónicos, gafas y ropa. Los Mossos d'Esquadra iniciaron las investigaciones en el mes de agosto, cuando detectaron un aumento de este tipo de robos.

El jefe de la banda ya había estado en prisión hasta abril de este año, acusado de haber cometido 45 robos de similares características. Se trata de Jeizon HD, de 23 años, nacionalidad española y vecino de L'Hospitalet de Llobregat.

El resto de detenidos son Rudi Alexis R.R., de 22 años, nacionalidad cubana y vecino de L'Hospitalet de Llobregat; Rayner Modesto R.P., de 27 años, nacionalidad dominicana y vecino de Cornellà de Llobregat, Driss A., de 34 años, nacionalidad marroquí y vecino de L'Hospitalet de Llobregat; Cornelio R.R., de 37 años, nacionalidad colombiana y vecino de L'Hospitalet de Llobregat; Carlos Alberto F.F., de 42 años, nacionalidad ecuatoriana y vecino de Cornellà de Llobregat y Cesar Raul P.G., de 35 años, nacionalidad ecuatoriana y vecino de Esparraguera.

Los robos se cometían en franjas horarias de mañana o de tarde, nunca de noche, ya que aseguraban previamente que los propietarios no estuvieran en su interior. Una vez elegido el domicilio, que estaba siempre a pie de calle ya fueran casas unifamiliares o plantas bajas, forzaban una de las ventanas con un destornillador para poder acceder a su interior.

Una vez dentro barajaban todas las estancias para encontrar los objetos que consideraban idóneos para poder vender a terceras personas, principalmente joyas, aparatos de electrónica, ropa, gafas y dinero.

Una vez que los Mossos tuvieron todos los indicios necesarios, el 16 de diciembre hicieron cuatro entradas y registros en dos domicilios y un locutorio de Hospitalet de Llobregat, así como en un piso de Cornellà de Llobregat. Aparte de los siete detenidos, cinco de los cuales son autores materiales de los robos y dos son receptadores, se pudieron recuperar una gran cantidad de los objetos sustraídos que han sido entregados a sus propietarios legítimos.

Pese a dar el grupo por desarticulado y desmantelado, y haber resuelto un total de 14 robos, la policía autonómica no descarta realizar nuevas detenciones y recuperar más material sustraído.

Escribe tu comentario

(máximo 500 caracteres)

Inicia sesión para enviar un comentario