El Periódico

El PP, dispuesto a modificar la Lomce para lograr un pacto educativo

El ministro de Educación en funciones, Íñigo Méndez de Vigo, y el vicesecretario de Sectorial del PP, Javier Maroto, se han reunido hoy con los responsables de enseñanza del partido

EFE / MADRID

Jueves, 18 de febrero del 2016 - 17:39 CET

El PP se ha mostrado hoy dispuesto a "modificar lo que existe", en alusión a la Lomce, para construir un "gran pacto de Estado" educativo que garantice la estabilidad del sistema, al tiempo que ha defendido las evaluaciones escolares como "necesarias" y la libertad de elección del modelo de enseñanza.

El ministro de Educación en funciones, Íñigo Méndez de Vigo, y el vicesecretario de Sectorial del PP, Javier Maroto, se han reunido hoy con los responsables de enseñanza del partido. "No es bueno derogar una ley", ha enfatizado el ministro en la rueda de prensa posterior, y en el caso de la Lomce sería un "error" que perjudicaría a los alumnos con un "caos e inseguridad jurídica", pero el PP está "dispuesto a hablar", por ejemplo sobre cómo aplicar las evaluaciones.

Según Maroto, se trata de dar un paso adelante, "no eliminar cuestiones previas", sino "sumar" otras a las que ya existen. Ha dicho que se trata de fundamentar un pacto "sobre lo que existe", que reconozca lo bueno y mejorar lo que no lo sea tanto, que es "distinto de derogar", que es signo de "vieja política". "Estamos dispuestos a variar posiciones en lo necesario siempre que se respete la calidad y libertad de elección de centro", ha subrayado.

Fuentes ministeriales consultadas por Efe han indicado que la eventual modificación apuntada durante la comparecencia para alcanzar un pacto sería de la ley de educación en vigor, la Lomce. Preguntados por el cambio de actitud del PP tras las elecciones, Maroto ha constatado un mensaje "contundente" del electorado para "entenderse entre distintos y de otra manera" y construir algo compartido.

Maroto ha relacionado la propuesta de pacto educativo con la general de un gobierno para España caracterizado por "la moderación y la estabilidad", y el PP quiere demostrarlo con "hechos".

Los ciudadanos y la comunidad escolar están "cansados" de la modificación permanente de la legislación educativa, así que es una "obligación" llegar a un acuerdo con las comunidades, partidos y comunidad escolar.

El PP quiere que las tendencias "partidistas se abandonen" y lograr consensos para varias décadas en todo el país, algo que no se puede conseguir sin este partido porque gobierna varias comunidades y ha ganado las elecciones, según Maroto.

Según el PP, lo pilares de la estabilidad educativa pasan por los docentes, los alumnos, las familias y los centros educativos. Ha indicado que algunas cosas están funcionando bien (PF dual, el impulso de aprendizaje de idiomas, el "aumento" de las becas"). Méndez de Vigo ha insistido en que Rajoy tiene la "mano tendida" al resto de fuerzas para que un gobierno de gran apoyo parlamentario acometa reformas esenciales y la educación necesita un gran pacto nacional porque la gente "lo quiere, lo pide".

"Hacemos un llamamiento a los partidos y las diferentes administraciones, la comunidad educativa y los agentes sociales para ponernos de acuerdo", sin querer "imponer nada nadie", ha dicho.

Ha insistido en que no habrá cambio ni mejora educativas sin contar con los docentes, su autonomía y autoridad. Sobre los centros, ha señalado que se trata de mejorar su autonomía y la capacitación de sus directivos. Las familias tienen derecho a una educación de calidad costeada por todos los ciudadanos y "elegir con libertad" el modelo de enseñanza, sea público, privado concertado o privado.

También se trata de garantizar que ningún alumno deje de estudiar por razones económicas. Reforzar la dimensión social de la educación con libertad, igualdad, equidad e inclusión, ha resumido; mantener una "cohesión" del sistema con los mínimos de las denominadas enseñanzas "troncales", además de defender las evaluaciones para conocer su calidad, e incrementar la "dignificación" y aprecio social de la FP y seguir promoviendo la de tipo dual.

Sobre la Universidad, ha hablado también de un "pacto estable" y buscar soluciones para la mala situación financiera de algunas de ellas, entre otras cuestiones.

La suerte, una vez más, ha sido esquiva al FC Barcelona en el sorteo de la fase de grupos, en la que se cruzará con el Manchester City, Borussia Moenchengladbach y Celtic

Toda la polémica previa relativa a las 'bolas calientes' y 'bolas frías' en los sorteos de Champions vivió un nuevo capítulo