• Jueves 21 agosto 2014, 10:04 h

elPeriódico.com

Compra tus entradas para Canet Rock

Regístrate | Iniciar sesión

El torero Ortega Cano conocerá este miércoles su sentencia por el accidente mortal de tráfico

La fiscalía le pide cuatro años de cárcel por homicidio imprudente, al conducir ebrio y a gran velocidad

Martes, 23 de abril del 2013 - 18:24h. Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto
JULIA CAMACHO / SEVILLA

Dos semanas después de concluir la vista, el torero José Ortega Cano conocerá a media mañana de este miércoles si finalmente es condenado o no a cuatro años de cárcel por provocar el accidente mortal en el que falleció Carlos Parra, un vecino de Castilblanco de los Arroyos (Sevilla) la fatídica noche del 28 de mayo del 2011. La fiscalía pide cuatro años de cárcel y una multa de 169.000 euros, al considerar al diestro autor de un delito de homicidio imprudente y dos delitos contra la seguridad vial.

Los jueces emitirán este miércoles el veredicto, dos años después de que el coche de Ortega Cano embistiera a otro conductor. ATLAS

Ortega Cano, durante la quinta jornada del juicio celebrado en la Audiencia de Sevilla, el pasado 19 de marzo.

Para conocer su futuro, será determinante saber si la jueza Sagrario Romero finalmente da por válida la prueba de alcoholemia realizada al torero unos días después del accidente y cuando estaba convaleciente. Dicha prueba arroja un resultado de 1,26 gramos de alcohol por litro de sangre, el triple de lo autorizado.

Gran parte de la estrategia de la defensa se centró durante el juicio en tratar de invalidar esta prueba al no realizarse siguiendo los protocolos adecuados y poniendo en duda la cadena de custodia.

"INCAPAZ DE PONERSE EN PIE"

Sin embargo, fueron varios los testigos que ratificaron durante la vista oral celebrada a mediados de marzo que el diestro "se tambaleaba" y era "incapaz de ponerse en pie", según explicaron dos camareros que le vieron y atendieron esa noche. Otra vecina de la localidad explicó que, según confesó al día siguiente el dueño del establecimiento donde paró Ortega Cano poco antes de la colisión, el diestro "llevaba una cogorza como una mula", e incluso le ofrecieron quedarse a pasar la noche.

Estos testimonios se contradicen con los del dueño del establecimiento, que negó haber visto nunca al torero ebrio, y con el de unos conocidos de su hija, con los que estuvo por la tarde y que no le vieron ingerir alcohol. El propio diestro negó haber bebido y aseguró que el accidente fue fruto de un desvanecimiento o un vahído, una tesis que los peritos del equipo de reconstrucción de accidentes de la Guardia Civil desmontaron asegurando que por las huellas en el lugar del accidente el diestro mantuvo la presión sobre el volante, algo imposible en caso de un desmayo.

A 125 KM POR HORA

Además de la elevada tasa de alcohol, los peritos certificaron que Ortega Cano circulaba la noche del accidente a 125 kilómetros por hora en una vía limitada a 90. Los conductores que se cruzaron con él esa noche coincidieron en describir su circulación como “temeraria” y relataron las maniobras peligrosas y arriesgadas que llevó a cabo tanto en carretera como a la entrada de los municipios: adelantamientos en paso de peatones elevado o en curva sin visibilidad, con doble raya continua, circulación por el carril izquierdo¿Una forma de conducir que llevó al fiscal de Seguridad Vial a decir que “solo un loco conduciría así”.

En su turno de palabra, el diestro volvió a defender su inocencia y aseguró llevar dos años “pasando un quinario” por lo que consideró el “percance más grave de su vida”, tras lo que dijo aceptar lo que “Dios quiera y la Justicia dictamine”.

Noticias relacionadas

 
Votos:
+0 votar a favor
-0 votar en contra
Compartir: delicious digg technorati yahoo meneame facebook buzz
Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto

Escribe tu comentario:

AVISO: El comentario no puede exceder de 500 caracteres

PARA PARTICIPAR DEBE SER USUARIO REGISTRADO. (Registrarse | Iniciar Sesion)

También en elPeriódico.com