El Periódico

el futuro del toro azul

La jueza falla que Mikel Urmeneta ya no es dueño de su obra presente, pasada y futura

El fundador de Kukuxumusu recurrirá la sentencia que le prohíbe seguir dibujando con su propio estilo, con el que fundó la empresa ahora en manos de Ricardo Bermejo

La jueza falla que Mikel Urmeneta ya no es dueño de su obra presente, pasada y futura

De izquierda a derecha, Belatz, Marko, Mikel Urmeneta, Txema Sanz y Asisko, con el logo de Katuki Saguyaki.

Martes, 14 de marzo del 2017 - 12:21 CET

Katuki Sagayuki ha lanzado este dibujo tras el fallo judicial.

Mikel Urmeneta seguirá dibujando a sus criaturas porque no ve claro cuán nítido es el fallo judicial que le ata las manos sobre los 15.000 dibujos que creó en los tiempos de Kukuxumusu. ¿Dónde lo hará? ¿A quién podrá brindar su toro azul, Testis? El creativo de Katuki Saguyaki, exKukuxumusu, colgó en Twitter un vídeo donde se le ve dibujar a Testis con un espray en una de las paredes de su casa en Pamplona.

A primera hora de la mañana, se conoció la resolución de la jueza Esther Fernández Arjonilla sobre el litigio que mantenía la empresa Kukuxumusu con su fundador, Mikel Urmeneta, y otros cuatro dibujantes, sobre la propiedad del llamado Universo Kukuxumusu, a favor del accionista mayoritario de la factoría de dibujos, Ricardo Bermejo.

Urmeneta, de momento, ya no es dueño de su obra, pasada, presente y futura, y la empresa que fundó hace un año, Katuki Saguyaki, tiene prohibida cualquier reproducción que recuerde a los dibujos e ilustraciones que crearon cuando trabajaban en Kukuxumusu.

El galimatías leguleyo no acaba. Bermejo conserva en su corral al toro azul, Testis, y al resto de las criaturas surgidas del lápiz de Urmeneta y los dibujantes hoy en Katuki Sagayuki. Los cinco han anunciado que recurrirán la sentencia. Asociaciones de dibujantes e ilustradores de toda España les respaldan.

PROHIBICIÓN EN TODO TIPO DE SOPORTE

El fallo prohíbe la reproducción de los 15.000 dibujos cedidos a Kukuxumusu en todo tipo de soportes, físicos y online, conmina al cese de la actividad de la web de Katuki Sagayuki con cualquier trazo que recuerde a la obra pasada y a retirar del mercado camisetas y otros productos. Urmeneta tendrá que indemnizar a su antigua empresa y de la que todavía cuenta con un 33% de acciones.

El caso se vio en juicio el pasado 9 de febrero. La perito Pilar Bonet apoyó la tesis de Bermejo: los dibujos de Katuki Saguyaki no eran de nueva creación y sí copia o adaptación. Los ilustradores demandados presentaron el informe del perito Javier San Martín, quien reconocía similitudes atribuyéndolas a que eran de los mismos autores y recordaba que la creación de Testis por Urmeneta se remontaba a antes de la creación de Kukuxumusu.

En la vista no se permitió que declarasen los dibujantes. La sentencia reconoce que «no se discute la validez de los contratos» de cesión de los derechos sino «el alcance de transformación» como derecho, y cuánto de original tiene una obra de propiedad intelectual «para considerarse novedosa o simple transformación de otra», según recoge Efe.

Tras conocer la sentencia, esta es la respuesta de Urmeneta en conversación con este diario: «Ahora mismo, ni yo, ni ningún dibujante de Katuki Saguyaki y ni del Estado sabe qué puede dibujar legalmente. ¿Puedo dibujar mi toro azul sin problemas? No tengo ni idea».

¿Seguro?, le inquirimos: «Yo lo haré, porque el fallo no habla de personajes y sí de elementos transformados. ¿Un elemento es un personaje? ¿El toro azul, si lo pongo amarillo, es legal? ¿Si le pongo tres ojos, es una transformación? Según dijo Bermejo en el juicio, si el personaje cuenta otra historia, es legal. Según la perito , un dibujo nuevo realizado por el mismo autor no es transformación ni copia. Según la sentencia, si la ilustracion incorpora una novedad suficiente, el dibujo es legítimo. ¿Alguien lo entiende?». Sus abogados dijeron que la sentencia «favorece a lo mercantil y penaliza a la creatividad».

Desde Kukuxumusu se habló de “satisfacción” por la sentencia “clara y contundente”.

EL APOYO DE DIBUJANTES E ILUSTRADORES

Todas las grandes asociaciones profesionales de ilustradores y artistas plásticos (como Euskal Irudigileak-APIE, VEGAP, FADIP, AGPI, APIM, APIV, APIC…), apoyan a los creadores de Katuki Saguyaki.

Este colectivo rechaza «el abusivo intento de explotación de las creaciones por parte de Bermejo donde se violan de forma clara los derechos morales de los autores, se destroza la integridad de las obras y se fagocitan y plagian personajes de los autores jamás cedidos a la empresa, curiosamente fundada por Mikel Urmeneta».

Otra de las voces en apoyo de la libertad creativa de Urmeneta es la del paleontólogo Juan Luis Arsuaga.