El Periódico

BLANQUEO DE CAPITALES

Rato blanqueó dinero mientras aún era director gerente del FMI

Facturó 31,2 millones de euros a través de empresas opacas mientras estaba al frente del organismo internacional

Rato blanqueó dinero mientras aún era director gerente del FMI

AP / CHARLES DHARAPAK

Rodrigo Rato, en el 2007, cuando era director del Fondo Monetario Internacional (FMI).

EL PERIÓDICO / BARCELONA

Domingo, 16 de abril del 2017 - 10:40 CEST

Rodrigo Rato dispuso de dinero ilícito presuntamente mientras era el director gerente del Fondo Monetario Internacional, según se refleja en el informe que la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) aportó al juez del 'caso Rato', el pasado 27 de marzo. Los investigadores señalan que el político dispuso de beneficios a través de una sociedad pensada y creada para "cumplir los elementos esenciales del tipo de blanqueo de capitales", entre los años 1998 y el 2013, cuando Rato estuvo al frente del FMI entre el 2004 y el 2007.

Según publica el diario 'El Mundo', Rato facturó 31,29 millones de euros a través de la empresa Cor Comunicación mientras ocupó el cargo de gerente del Fondo. Más del 90% de ese dinero procedía de los ingresos que recibió de empresas privatizadas, para las que la citada sociedad realizaba campañas publicitarias.

La Oficina Nacional de Investigación del Fraude, que depende de la Agencia Tributaria, definió Cor Comunicación como "una sociedad constituida de manera opaca". La UCO agrega en su informe que "la voluntad de ser utilizada para ocultar el origen ilícito de los beneficios procedentes de la consecución de un delito cometido previamente, podría constituir una conducta típica aparejada a un presunto delito de blanqueo de capitales".

El informe señala que la sociedad Cor Comunicación fue creada, presuntamente, para facturar a empresas que habían sido privatizadas o que estaban en proceso de privatización, coincidiendo con "una opacidad intencionada que dificultaría la conexión de esta empresa con la persona de Rato.

CORREOS ELECTRÓNICOS

Entre la documentación aportada al caso se incluyen correos electrónicos remitidos por Rato, desde su cuenta de email del FMI, al administrador Domingo Plaza, también imputado en el caso, ordenando la transferencia de dinero entre las sociedades extranjeras y nacionales vinculadas al presunto delito de blanqueo por el que el ex ministro está acusado. Según la investigación, además, existe documentación que muestro cómo en septiembre del 2006 Rato dio orden a su cuñado, Santiago Alarcón, para hacer un "préstamo" a la sociedad Vivaway, para que esta, a su vez, introdujera 900.000 euros en España, mediante la empresa Kradonara, otra de las empresas consideradas opacas.

La investigación revela que Rato usó ese dinero para una inversión inmobiliaria que hizo a través de la empresa VR Inversiones Residenciales, sociedad propiedad del ex vicepresidente del Gobierno, según la investigación. En resumen, la investigación sostiene que Rato, "en su condición de autoridad", se habría enriquecido ilícitamente a través de distintas empresas bajo su dominio, "relacionándose esa licitud con el ejercicio de un cargo público"

Los técnicos de la ONIF ratificarán el miércoles el informe que acusa al exvicepresidente del Gobierno Rodrigo Rato de haber defraudado a través de una maraña societaria unos 6,8 millones de euros entre el 2004 y el 2015. Según han informado a Efe fuentes jurídicas, también declarará el asesor fiscal Fernando Sedano, investigado por las presuntas irregularidades en el cobro de la remuneración del exministro por su labor en Telefónica.

Todo ello cuando han transcurrido dos años de la detención del exvicepresidente del Gobierno tras el registro de su domicilio durante más de tres horas en las que agentes de Aduanas incautaron multitud de documentación en busca de pruebas por presuntos delitos de fraude, blanqueo y alzamiento de bienes. Las últimas comparecencias se producirán en un momento clave para el futuro procesal de Rato, después de que la Guardia Civil detectase que varias de las empresas privatizadas en los años en los que fue ministro de Economía (1996-2004) pagaron casi 83 millones de euros a sociedades presuntamente relacionadas con su familia. Así consta en el último atestado de la Unidad Central Operativa (UCO) al que ha tenido acceso Efe, que detalla que los abonos de estas empresas, entre las que se encuentra Endesa, Telefónica o Repsol, ascienden a un total de 82,96 millones, de los cuales 28,9 millones se abonaron durante los años en los que formó parte del Gobierno de José María Aznar.

Al margen de dicho documento, que aprecia delitos de fraude fiscal y blanqueo de capitales, el juez pretende conocer este miércoles la opinión de los técnicos de la ONIF sobre el informe remitido el pasado febrero y que sostiene que Rato obtuvo rentas no declaradas superiores a los 14 millones de euros entre 2004 a 2015, período en el que habría defraudado hasta 6,8 millones.

A lo largo de los años variaron las cantidades defraudadas, que alcanzaron en 2011, 2013 y 2014 las cifras más altas, en torno a 1,2 millones de euros cada ejercicio.

El Barça activa el fichaje del centrocampista brasileño, de 28 años, del Guangzhou Evergrande