El Periódico

Català de l'Any 2016

El Govern reconoce a los inversores que dependerá del Estado hasta el 2026

El departament que dirige Oriol Junqueras explica en un documento técnico que la deuda catalana seguirá financiada por el FLA una década más

El Govern reconoce a los inversores que dependerá del Estado hasta el 2026

JUAN MANUEL PRATS

Soraya Sáenz de Santamaría y Oriol Junqueras, en abril, en la Moncloa.

Miércoles, 28 de diciembre del 2016 - 11:26 CET

El escenario de la independencia o del referéndum unilateral o de, incluso, el referéndum pactado no aparece en la hoja de ruta económica que presenta públicamente el Govern a los inversores internacionales. De hecho, en el último documento presentado por el Departament d’Economia i Finances de la Generalitat, el Govern reconoce que dependerá de la financiación del Gobierno español a través del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) hasta el 2026. El departamento que dirige Oriol Junqueras explica a los inversores que la deuda total de la Generalitat a septiembre de este año asciende a 66.143 millones de euros, de los que 46.731 millones de euros (el 62,8%) se adeuda al Estado español. Al cierre del 2013 el Estado era titular de 21.725 millones de euros de deuda catalana, mientras que al acabar el 2015 ya era tenedor de 43.343 millones, casi el doble. En la página 25, el Govern presenta una proyección de repago de la deuda en la que muestra un escenario en que la independencia financiera está muy lejos: Catalunya seguirá dependiendo del FLA hasta el 2026.

Fuentes de la Generalitat han explicado que el documento del Govern colgado en su página web es una fotografía del 2016, pero que en las presentaciones a inversores se presentan los escenarios futuros en los que se contempla la independencia, "aunque no son públicos", según fuentes de Economia.

La crisis ha pasado factura a las cuentas de la Generalitat. Y no solo en los recortes públicos para intentar acercarse a los objetivos de déficit público, sino también en una mayor dependencia de la financiación del Estado. La Generalitat se ha visto atrapada y con la única vía de financiación a través los mecanismos del Estado ante la imposibilidad de acudir a los mercados financieros y por la necesidad de tapar los agujeros en sus cuentas para pagar a sustrabajadores y a sus proveedores.


Emery ha dado el nombre del lateral a la directiva, según 'France Football'