El Periódico

TURBULENCIAS FINANCIERAS

Draghi: "El BCE está listo para actuar"

El presidente del BCE afirma que la institución "revisará y posiblemente reconsiderará la posición de la política monetaria a principios de marzo"

SÍLVIA MARTÍNEZ / BRUSELAS

Lunes, 15 de febrero del 2016 - 16:00 CET

Mario Draghi, durante una conferencia de prensa en la sede del BCE en Fráncfort.

La ralentización de los países emergentes, las perspectivas de la economía mundial y la alta volatilidad siguen generando incertidumbre y no solo en Bruselas, también en Fránkfort. El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, admite que la actividad es más débil de lo esperado y que las turbulencias en los mercados financieros se han intensificado. De ahí que haya vuelto a recordar que está “preparado para actuar” y que la entidad que dirige “revisará y posiblemente reconsiderará la posición de la política monetaria a principios de marzo”.

Es el mensaje que ha repetido de nuevo durante su intervención ante la comisión de asuntos económicos de la Eurocámara donde ha defendido la solidez del sector bancario europeo. Draghi no ha querido concretar en qué tipo de estímulos , de “la variedad de instrumentos” que disponen, están trabajando aunque podría aumentar de nuevo el techo de compra de deuda mensual fijado actualmente en los 60.000 millones de euros o bien prorrogar una vez más el programa de compra que finaliza en marzo de 2017.

Mario Draghi

PRESIDENTE DEL BCE

"El BCE está preparado para hacer su parte en defensa de la eurozona"

"Hay que poner el énfasis en la inversión pública, en la inversión en infraestructuras y en bajar la imposición"

En cualquier caso, dos serán los elementos que tendrán en cuenta los gobernadores de los bancos centrales europeos en su próxima reunión de comienzos de marzo. Los efectos de la baja inflación y el impacto de las turbulencias financieras y en particular si los bancos se están beneficiando o no de la política de bajos tipos de interés del BCE. “Si cualquiera de estos dos factores conllevan riesgos a la baja para la estabilidad de los precios no dudaremos e actuar”, ha reiterado Draghi que achaca la mitad del crecimiento en la Eurozona a su política monetaria. “Simplemente (veremos) cual es el más efectivo”, ha anunciado en una jornada de repunte de las bolsas europeas, con un Ibex que cerraba con ganancias superiores al 3% y un interés del bono español a 10 años que caía un 1,7% recortando el incremento acumulado la semana pasada.

El responsable del banco central de la eurozona admite que la banca mundial y, también la europea, afronta “retos” como consecuencia del empeoramiento de las previsiones económicas y del entorno de bajos tipos de interés, lo que ha afectado a la capitalización bursátil. Pero considera que el sector está mejor preparado, con mayores reservas de capital y de mejor calidad, que le permiten resistir mejor los choques adversos por lo que no pedirán un aumento de los requisitos de capital. “La situación en el sector bancario actual en la zona euro es muy diferente de lo que era en el 2012. Tal vez lo más importante es que los bancos han fortalecido significativamente sus posiciones de capital”, explica.

Admite eso sí que “algunas partes del sector bancario en la zona euro todavía se enfrentan a varios retos”. Desde los costes de litigación y de reestructuración que tienen que asumir algunos bancos a los activos heredados, como los créditos morosos, que según dice ya estaban contabilizados y descontados. "Por eso estamos en una buena posición para reducir los créditos morosos de forma ordenada durante los próximos años" y con este objetivo "el brazo supervisor del BCE trabaja de forma estrecha con las autoridades nacionales relevantes", apunta.

Draghi ha reiterado una vez más que los gobiernos de la Eurozona deben acompañar los esfuerzos del BCE y que se necesitan “contribuciones” desde todas las áreas políticas. “Cada vez parece más claro que las políticas fiscales deberían apoyar la recuperación económica a través de la inversión pública y una tributación más baja”, aseguraba sin olvidarse de mencionar las reformas estructurales. A juicio del máximo responsable de la política monetaria europea, los gobiernos deben impulsar el entorno empresarial, favoreciendo inversiones en infraestructuras porque son vitales para aumentar las inversiones productivas, impulsando la creación de empleo y elevando, la productividad sin olvidarse de una disciplina fiscal que sigue defendiendo a capa y espada. “El cumplimiento de las reglas del Pacto de Estabilidad y Crecimiento sigue siendo esencial para mantener la confianza en el marco fiscal”, recuerda.

¿Fin de los billetes de 500 euros?

El banquero italiano admite que hay una creciente sensación en la opinión pública mundial de que los billetes de 500 euros “se utilizan para fines delictivos” y en este contexto se enmarca la iniciativa que estudia ya el consejo de gobierno del BCE, como responsable de la política monetaria en la zona euro. El pasado viernes los ministros de economía y finanzas de la UE ya urgieron a Bruselas y a Fránkfort a estudiar la posible retirada de la circulación de los billetes de más valor y el banquero italiano ha confirmado que lo están estudiando y que una decisión de este tipo no penalizará a los ahorradores. “Que quede claro. No decimos que la gente no vaya a poder ahorrar en otras denominaciones de billete. Van a poder seguir ahorrando con los billetes de 200”, ha explicado en un debate en la Eurocámara en el que se ha hablado mucho sobre el futuro de Reino Unido. “Un marco de negociación que no quede claro y no sea perfectamente diáfano va a tener repercusiones sistémicas que no serían positivas para la zona euro”, alerta.

Luis Enrique ha ofrecido una rueda de prensa algo tensa en Mönchengladbach en la que ha esquivado a su manera varias de las preguntas sobre la alineación en el Borussia Park

César Luis Menotti aseguró que el mejor jugador del mundo no es Messi ni Cristiano Ronaldo