El Periódico

PROCESO JUDICIAL

Díaz Ferrán niega haberse quedado con el dinero de los clientes de Marsans

Acusa a la IATA de "cargarse" la companía al cortar la venta de billetes

Díaz Ferrán niega haberse quedado con el dinero de los clientes de Marsans

ZIPI POOL

El expresidente de la CEOE  y de Confederacion Empresarial de Madrid, Gerardo Diaz Ferran, junto al ultimo director de Viajes Marsans,  Ivan Losada, comparecen ante la Audiencia Nacional.

M. B. / MADRID

Jueves, 7 de enero del 2016 - 13:42 CET

Gerardo Díaz Ferrán es ya un profesional del banquillo de los acusados. Y no tiene ningún rubor en negar, con una actitud resuelta, haberse llevado el dinero de los clientes de Viajes Marsans y culpar a la IATA (Asociación Internacional de Transporte Aéreo) de haberse "cargado" la empresa por su decisión de cortar la venta de billetes "porque le dio la gana". Este juicio por apropiación indebida de 4,4 millones de euros es una pieza separada del otro proceso por el vaciamiento patrimonial de esta compañía que le ha costado al expresidente de la CEO una condena de 5,5 años de cárcel y multa de 1, 2 millones de euros.

La vista comenzó con retraso por los problemas de salud que padece el imputado que está en prisión desde el 2012. En el banquillo también se sentó Iván Losada que fue el administrador único de Marsans y que también fue condenado a 1,5 años de prisión en la pieza principal de este caso.

Díaz Ferrán ha afirmado que "nunca" se ha llevado dinero de los clientes de Viajes Marsans.Y cargó contra la IATA por haber decidido de "manera unilateral" cortar el suministro de billetes a la compañía por su mala situación económica que obligó a la empresa a dejar de pagar a sus mayoristas en el 2009. "Nunca me he llevado dinero de los clientes de Viajes Marsans ni he tenido intención de hacerlo", apostilló.

PETICIÓN DE CUATRO AÑOS DE CÁRCEL

El expresidente de los empresarios españoles sostuvo que la empresa se podía haber salvado "de no haberse prohibido la emisión de billetes" porque la sociedad había conseguido un crédito por 30 millones de euros concedido por 11 entidades financieras. Y aseguró que "si no confiase en que Marsans iba a salir a flote no habría puesto mi casa a disposición de Marsans como aval, mi mujer no estaría viviendo en una casa prestada y yo no estaría sin nada".

Asimismo, se desvinculó de la gestión de la compañia y afirmó que era su socio, Gonzalo Pascual, el que se ocupa de esta tarea. Pascual falleció en el 2012 de un ataque al corazón. Por ello, Díaz Ferrán afirmó: "Los problemas de la compañía le costaron la vida".

Por su parte, Iván Losada aseguró que no pudo evitar que se pagaran las nóminas de los trabajadores de Marsans con adelantos de los clientes porque no formaba parte del consejo durante este periodo. Y el expresidente de la CEOE culpó de esta decisión al liquidador Ángel del Cabo, al que tildó de "gángster", que se hizo cargo de esta sociedad cuando Díaz Ferrán y su socio decidieron vaciarla para mantener "su alto nivel de vida" como estableció la sentencia que le condenó a 5,5 años de cárcel. Ahora, el fiscal Daniel Campos le reclama cuatro años de cárcel. La misma petición que a Losada.

TEMAS

Un bufete de abogados es quién proporciona la dirección de las empresas de los clientes de Jorge Mendes