El Periódico

"Florentino dimisión"

El Bernabéu volvió a señalar al presidente del Madrid como ocurrió con el 0-4 del Barça

"Florentino dimisión"

DAVID CASTRO

Florentino Pérez, durante una rueda de prensa

ANTONIO MERINO / MADRID

Sábado, 27 de febrero del 2016 - 18:09 CET

El Bernabéu volvió a señalar con el dedo al palco en un tenso final donde tampoco faltaron los pañuelos. "Florentino dimisión", gritó la grada por segunda vez esta temporada. Y no una vez. Más de una. Como ocurrió en el clásico, cuando el Barça ganó 0-4, la victoria del Atlético, la tercera consecutiva que logra en casa de su vecino, provocó la indignación de la grada hacia el presidente. Dos golpes que les han hecho perder de vista la Liga. Si el Barça gana al Sevilla, se alejaría a 12 puntos más el goal average, mientras que el Atlético seguiría a 8, también con el goal average en contra.

Florentino ya no es intocable y son muchos madridistas los que han dejado de verle hace tiempo como el 'ser superior'. Justo el día en que se cumplían 10 años de su dimisión anterior, Florentino sufrió un duro tormento en el palco. A su lado, estaba un madridista reconocido, José Maria Aznar, que acumula otra derrota que refuerza la condición de gafe que le otorgan muchos madridistas. "He maleducado a los jugadores y se han confundido", dijo entonces para justificar su renuncia sin que nadie se lo pidiera. Ahora, hay miles de merengues que desean su marcha.

El Bernabéu vivió otra tarde pitos y reproches, encendido con un equipo que no da pie con bola. El efecto Zidane, proclamado a los cuatro vientos en sus primeros pasos tras la destitución de Benítez, se ha diluido y ofrece peores números que su predecesor. Entre los señalados, James se llevó los mayores pitos al ser sustituido, y detrás suyo Isco. Pero el grito que resonó por encima de todos fue el que durante tanto tiempo era imposible escuchar en el templo blanco: "Florentino dimisión". 

Luis Enrique desplaza a veinte futbolistas para el Borussia-Barça de la Champions y ha incluido una importante novedda entre los expedicionarios

Isco y James Rodríguez calentaban en la banda cuando se enteraron que Cristiano Ronaldo sería el sustituido