• Jueves 23 octubre 2014, 10:34 h

elPeriódico.com

Compra tus entradas para Canet Rock

Regístrate | Iniciar sesión

ÚLTIMA HORA Oleguer Pujol y su socio quedan en libertad pero imputados por delito fiscal y blanqueo

HÍPICA

Ganar como el Cid

Un caballo vence contra pronóstico en la mejor carrera de España cinco horas después de morir su entrenador

Lunes, 1 de julio del 2013 - 13:21h. Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto
JOSÉ I. CASTELLÓ / Barcelona

Si el mundo de las carreras hípicas en España fuese tan popular como el fútbol, mañana mismo un director de cine escribiría el guión cinematográfico de la tarde del domingo pasado en el Hipódromo de La Zarzuela. Allá, en el día más importante de la temporada, la épica de este deporte escribió una de las páginas más emotivas de los últimos tiempos: Achtung, un caballo sin posibilidad alguna en el Gran Premio de Madrid, sorprendió a sus rivales y logró el triunfo cinco horas después de que su entrenador, Roberto López, falleciera de leucemia en una clínica de la ciudad.

Roberto López (izquierda), acompañado de un jinete. JOSÉ IGNACIO CASTELLÓ

Noticia triste

La noticia de la muerte de Roberto, de 40 años, había teñido de tristeza la jornada más importante del calendario de carreras hípicas nacionales: la tarde del Gran Premio de Madrid, la prueba mejor dotada del año, con 50.000 euros para el ganador, y que corona al líder indiscutible de los purasangres españoles. "Esté donde esté, espero que esta tarde Roberto le pueda dar alas a Achtung para que pelee con el mismo tesón con el que él ha peleado por su salud", afirmaba el jinete Marcos Carmena unos minutos antes de la carrera.

Y vaya si le dio alas para pelearla. En una increíble actuación que quedará en el recuerdo de los aficionados, el caballo,  montado por Marino Gomes y empujado por el griterío de los espectadores, afrontó la recta final en última posición y comenzó a adelantar rivales hasta acabar cruzando el poste de llegada con medio cuerpo de ventaja. Logró un sorprendente triunfo para homenajear a su preparador mientras los aficionados no dejaban de frotarse los ojos ante semejante proeza.

Cariño de la afición

Achtung era el favorito de los corazones de los aficionados, pero no de los bolsillos. Su cotización era 42 a 1, el segundo caballo menos jugado entre los 12 participantes. Poco importó. La emoción que desató su triunfo en las gradas demostró lo mucho que la gente quería a Roberto, un hombre muy respetado en los hipódromos españoles por su generosidad, profesionalidad y entrega. "Deja una huella imborrable. Estuvo hasta el último día trabajando para esta carrera con la misma ilusión de siempre", decía Federico Riopérez, propietario del caballo ganador, antes de recoger el trofeo.

Riopérez fue uno de los asistentes a la cena de gala de la carrera en la que, por un falso Twitter, empezaron a comentar que su entrenador había muerto. Un error imperdonable, difundido en algunos medios de comunicación, fruto de la angustia que padecía todo el sector por el desenlace de una enfermedad que podía acabar con el sueño de toda su vida: ver ganar un día el Gran Premio de Madrid a uno de sus caballos.

El domingo, a las tres de la tarde, se comunicó su muerte. Pero su sueño todavía no había finalizado porque el destino le había preparado una sorpresa: Achtung conseguía, cinco horas después, un triunfo heroico e inolvidable. Como inolvidable fue la emotiva narración de los metros finales del locutor de TVE Javier Hernández y las lágrimas de Gomes al llegar a meta. "Esta victoria se la debo a él", dijo el jinete. No era para menos.

Noticias relacionadas

 
Votos:
+0 votar a favor
-0 votar en contra
Compartir: delicious digg technorati yahoo meneame facebook buzz
Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto

Escribe tu comentario:

AVISO: El comentario no puede exceder de 500 caracteres

PARA PARTICIPAR DEBE SER USUARIO REGISTRADO. (Registrarse | Iniciar Sesion)

Deportes

Lo +

Lo más
Mostrar grupo Lo más visto
Ocultar grupo Lo más comentado
Mostrar grupo Lo más valorado
Mostrar grupo Lo más enviado

También en elPeriódico.com