Trending

SEAT

El día a día de los robots autónomos de Seat

Los robots inteligentes de Seat transportan 23.800 piezas al día, recorriendo 436.000 km al año.

Robots autónomos de Seat
Robots autónomos de Seat | SEAT

125 robots autónomos y 7.000 trabajadores conviven cada día en la planta de Seat en Martorell. Máquinas y personas se unen en un único objetivo: fabricar los vehículos de la marca que posteriormente saldrán al mercado. El día empieza a las cinco de la mañana, cuando una luz azul se activa en el almacén de motores. Esta luz es el primer robot que se pone en marcha, pero no el último. 124 máquinas más emprenden también su ruta, para llegar a realizar hasta 2.800 viajes al día.

El funcionamiento de los robots es posible gracias a un código de barras que certifica la pieza que deben cargar y piden paso a través de un sensor que abre las puertas del almacén. Así, estos vehículos guiados automáticamente (AGV) transportan motores, cajas de cambio, amortiguadores y espejos, pudiendo soportar hasta 1.500 kg de peso.

A lo largo del año, recorren más de 436.000 km, lo que supone una distancia con la que se podría viajar sobradamente de la Tierra a la Luna. Además, la inteligencia les caracteriza, pues son capaces de parar ante un semáforo en rojo o de frenar cuando un trabajador se cruza ante ellos.

Texto Alternativo
Los robots de Seat | SEAT

En el suelo, se encuentran ocultas las vías magnéticas por las que circulan los AGV en la fábrica de Martorell. Cada una de las rutas que marcan estas vías dura entre uno y siete minutos. Y, durante este tiempo, los robots circulan reduciendo automáticamente la velocidad en las curvas para no perder estabilidad con la carga y son capaces de guardar la distancia de seguridad.

Aunque para que las máquinas funcionen de la mejor manera posible, cinco empleados se encargan de modificar remotamente la ruta de todos los AGV desde la sala de control, que reúne la información del software que hay en el interior de cada robot. Por si fuera poco, la llamada 4ª revolución industrial permite que los empleados controlen los procesos para optimizar las tareas más físicas y rutinarias.

TEMAS: Seat