Industria

TOYOTA COROLLA Y DONALD TRUMP

Toyota Corolla: ¿se ha convertido ya en el coche favorito de Donald Trump?

Las presiones de Trump han logrado que el modelo ya no se fabrique en México.

Toyota y Trump
Trump busca ganar otra guerra: la de la automoción. | motor

Motor Zeta

Dueto surrealista: Toyota Corolla y Donald Trump. La estima incalculable del presidente de Estados Unidos por los coches japoneses ha hecho que el Corolla ya no se fabrique en México, donde se fabricaba hasta ahora, y ahora pasará a ser un producto con sello estadounidense. El cambio se ha hecho oficial gracias a un acuerdo entre Toyota y Mazda para una alianza que se consolida con una inversión de 1.600 millones de dólares para crear una nueva planta de producción en Estados Unidos.

Una cifra de 1.600 millones de dólares sella la alianza entre los dos fabricantes japoneses. | TOYOTA

¿Y en qué parte del juego entra Donald Trump? Bastaría con interpretar las presiones del presidente estadounidense, donde exigía a las dos empresas asiáticas que instalaran centros de producción en el país. De este modo, ha logrado que ahora en el país se construya una fábrica que empezaría a funcionar a partir del 2021, que daría empleo a unas 4.000 personas y produciría anualmente 300.000 vehículos. El acuerdo entre los japoneses también apuesta por desarollar tecnologías relacionadas con los vehículos eléctricos.

El Corolla, el modelo que se fabricará ahora en EEUU. | TOYOTA

Donald Trump se alegró por la decisión de los japoneses y lo manifestó en Twitter con un tuit: "Toyota y Mazda construirán una nueva planta de 1.600 millones de dólares en Estados Unidos y crearan 4.000 puestos de trabajo americanos. ¡Una gran inversión en la manofactura americana!", decía.

La empresa japonesa promete que esta nueva planta no tendrá impacto en la inversión en la fábrica mexicana, donde se fabricarían los modelos Tacoma