ASTON MARTIN VANTAGE GTE

Aston Martin presenta el Vantage para el mundial de resistencia

Hacer olvidar al anterior Vantage será complicado. Para hacerlo, los británicos presentan un vehículo muy distinto.

ediweb
Nuevo Vantage GTE, carácter y fiabilidad. | ASTON MARTIN

Aston Martin no para y, tras presentar el pasado martes la nueva generación del Vantage, su deportivo de acceso, la firma británica ha revelado el que será su coche para el Campeonato Mundial de Resistencia a partir de la temporada 2018, el Vantage GTE. Este vehículo tiene la misión de hacer olvidar al anterior Vantage de competición, el coche que ganó las 24 Horas de Le Mans en su categoría de este año. Para conseguirlo, Aston Martin presenta un deportivo con un aspecto totalmente renovado y con el motor V8 de 4.0 litros y doble turbo de procedencia AMG que también monta su hermano de calle. 

El exterior del vehículo es prácticamente calcado al de la versión de producción, aunque se le añaden los alerones, faldones y elementos para mejorar la aerodinámica característicos de los deportivos de competición. Eso sí, como el Vantage de calle, ha sido prácticamente modificado por completo respecto al modelo que precede, y que tantos buenos resultados dio a la marca en el campeonato. Como la versión de carretera, su frontal es más agresivo, con unos faros más finos y presenta la típica parrilla de la marca con unas dimensiones muy grandes, comparándola con otros modelos de la firma británica. 

Texto Alternativo
Son prácticamente calcados, pero antagónicos al modelo que preceden. | ASTON MARTIN

LO QUE IMPORTA ES EL INTERIOR

Así, igual que la versión de producción, es estéticamente muy distinto al Vantage anterior y, si por fuera se nota, por dentro el cambio es mucho mayor. Anteriormente, el deportivo de circuito de Aston Martin estaba propulsado por un motor de aspiración natural que ha sido sustituido por la fuerza bruta del doble turbo alemán y por el nuevo rugido del V8 de 4.0 litros, que también monta el DB11. Además, se han cambiado los frenos, que ahora serán Alcon en vez de Brembo, las suspensiones, que serán Öhlins en vez de Bilstein, y los nuemáticos que, después de pasar una temporada calzando Dunlop, y ganar el título de constructores y pilotos, serán Michelin.

Aston Martin promete una gran fiabilidad en este vehículo que, como asegura en un comunicado, acaba de ser lanzado pero lleva tiempo desarrollándose y probándose, habiendo completado más de 13.000 kilómetros de pruebas, inluyendo una sesión de 30 horas en el Circuito de Navarra. Además, también se ha sometido a una rigurosa prueba de resistencia en el circuito de Sebring, en Florida. 

Texto Alternativo
Ya acumula 13.000 kilómetros de pruebas. | ASTON MARTIN

"Diseñar y desarrollar este nuevo coche ha sido un proceso extremadamente satisfactorio. Hemos colaborado estrechamente con Gaydon para desarrollar el coche de calle y de competición en paralelo. El cuidado de los detalles ha sido una prioridad en cada paso de este proceso y hemos conseguido mejoras importantes en cada parte de este coche. Hemos pasado cada segundo optimizando el diseño hasta la construcción de nuestro coche de pruebas. Ha sido uno de los proyectos más intensos pero más gratificantes de mi carrera", declaró Dan Sayers, director técnico de la marca, en un comunicado.

EL NUEVO CALENDARIO

El nuevo Vantage GTE hará su debut oficial en el circuito de Spa-Francorchamps en mayo y tendrá la misión de repetir victoria en Le Mans en junio. Como parte del nuevo calendario del Campeonato Mundial de Resistencia, que repartirá sus pruebas durante 2018 y 2019, y pasará por Spa y Le Mans dos veces, en mayo y junio de los dos años, la competición vuelve al circuito de Sebring, en Estados Unidos, para una carrera de 12 horas, por primera vez desde 2012. A diferencia de auqel año, la carrera estará separada de las 12 horas de Sebring de la IMSA y se celebrará desde la media noche hasta el mediodía del domingo 17 de marzo de 2019.