Opinión

LA TRIPLE CORONA

Alonso pone la directa a Le Mans

El asturiano ya ha probado el Toyota TS050, el LMP1 de 1.000 CV con el que competiría en Le Mans.

WEC Testing
Alonso ya ha probado su Toyota. | TOYOTA
@quiqueautosport

Qué Fernando Alonso quiere estar en las 24 Horas de Le Mans es algo que ya nadie pone en duda. Lo que hace unos días era un rumor, hoy ya es noticia. El asturiano ha probado el Toyota TS050, una carroza de 1.000 caballos con la que disputará el año próximo la mítica carrera de resistencia francesa.

Aunque piloto y fabricante han manifestado que no hay nada decidido, la apuesta del español es de lo más seria al igual que la de la marca japonesa que ya se está frotando las manos con tenerlo en sus filas.

De momento, el retorno mediático de este pequeño test en el circuito de Sakhir ha sido impresionante para las dos partes y, no os digo nada, cuando esté en la parrilla del trazado de la Sarthe el 16 de junio del año que viene. Va a arder Troya, más si tenemos en cuenta que también podría ser la primera vez que la marca japonesa logrará el triunfo, algo más que probable al ser el único equipo oficial de fábrica que va a participar entre los LMP1, los más rápidos.

Ya sea de una forma u otra, este matrimonio tiene que estar sacando de quicio a Honda que vería ahora como el que ha sido su embajador de referencia durante las últimas tres temporadas en la F1 puede darle a su máximo rival en el mercado, a Toyota, lo que nunca consiguieron ellos en el Gran Circo. Casualidades del destino diría yo.

Por otro lado, no me cabe la menor duda que el objetivo de Alonso para el 2018 va a ser precisamente Le Mans y que la F1 podría pasar a un segundo plano a sabiendas que en este último escenario no dispone de una montura capaz de luchar por un nuevo Campeonato del Mundo.

De igual modo, los años no pasan en balde y, con Mónaco ya en el bolsillo, lógicamente Indianápolis y Le Mans son ahora sus destinos de cara a lograr la ansiada y siempre difícil Triple Corona que busca.

TEMAS: Toyota