Ir a contenido

La seguridad

Mossos analógicos para la cita

El congreso dañó la radiofrecuencia de la policía en el Baix Llobregat

El cuerpo está ausente de Twitter y la Guardia Urbana hizo 5 tuits, 3 en catalán

ANTONIO BAQUERO / Barcelona

La celebración del Mobile World Congress ha dejado al desnudo cómo, pese al paso de los años, los Mossos d'Esquadra y la Guardia Urbana siguen teniendo una presencia casi nula en las redes sociales. Una presencia que estos días podía haber sido muy útil como herramienta para difundir entre los asistentes consejos de seguridad que les ayudaran a evitar ser víctimas de robos o estafas. De hecho, la feria internacional del Mobile ha vuelto a pillar a los Mossos sin cuenta oficial en Twitter. Así, pese a los ingentes esfuerzos policiales contra los carteristas, la policía de la Generalitat carece de una cuenta que le permita comunicarse con los congresistas, muchos de los cuales siguen la actualidad del congreso a través de los hashtags #MWC12 y #MWC.

De hecho, la localización de la comisaría que los Mossos han instalado en la feria fue comunicada vía Twitter por la Guardia Urbana, que tiene cuenta en esa red social desde el 21 de diciembre. No es que la policía local barcelonesa fuera tampoco muy prolija: en total, ayer hizo cinco tuits sobre el congreso, tres en catalán y dos en inglés.

Fuentes de Interior explicaron a este diario que la cuenta de Twitter «está en estudio y la intención es activarla en breve». El decreto elaborado por el equipo del conseller Felip Puig para reestructurar el cuerpo, que fue aprobado a finales del 2011, preveía una mayor presencia en esas redes. Sin embargo, por el momento los Mossos solo están en Facebook, mientras que el Cuerpo Nacional de Policía (CNP) y la Guardia Civil sí tienen cuenta en Twitter. De hecho, el CNP es con casi 123.000 seguidores la tercera policía más seguida del mundo en esa red social.

SIN COMUNICACIÓN CON LA SALA / Además, el Mobile World Congress dejó también en evidencia la precariedad de la red de radio de los Mossos. El domingo, en algunas localidades del Baix Llobregat, englobadas en la Regió Metropolitana Sud, los agentes de los Mossos vieron cómo no podían comunicar desde su radio portátil, que los agentes denominan pocket, con la sala de control. En el parte de incidencias, al que ha tenido acceso a este diario, se explica que probablemente la incidencia «se haya producido por interferencias producidas con motivo de la celebración del congreso de telefonía móvil».

Fuentes de Interior señalaron que «se trató de una incidencia leve» y que «en ningún momento cayó la red sino que lo que hubo fueron algunas interferencias en una zona muy concreta del Baix Llobregat». «Es un problema que suele darse cuando hay grandes acontecimientos», reconocieron esas fuentes.

La incidencia comenzó a producirse pasadas las tres de la tarde. A las 15.19, se cambió la frecuencia de la región policial a causa de esos problemas. Sin embargo, inmediatamente se constató que en la nueva frecuencia los problemas se repetían. «Por frecuencia 18 no se reciben los mensajes de las patrullas», consta en el comunicado de la sala de control.

Dos horas después, se informó de que la cobertura en Gavà, Viladecans y Castelldefels «se ha ido reduciendo hasta el punto de que no se reciben las comunicaciones de las patrullas con claridad». Poco después, se informó de que en Sant Feliu, Sant Vicenç y Sant Boi ocurría lo mismo.

DENUNCIA DE LOS SINDICATOS / La red Rescat, que se encarga de gestionar la frecuencia policial, realizó comprobaciones y, al no hallar ninguna avería, se atribuyó los problemas a interferencias con el MWC. Aunque ayer la incidencia ya estaba solventada, para los sindicatos de los Mossos «esto muestra lo endeble que es la frecuencia de radio de los Mossos. Hace años que pedimos que se mejore pero no lo conseguimos, y que los agentes estén comunicados con la sala es clave para su seguridad», dijo Toni Castejón, portavoz del Sindicat de Mossos-CCOO.

0 Comentarios
cargando