Ir a contenido

CLUSTER PACKAGING

Àlex Brossa: "Ahora es prioritaria la facilidad de uso"

SALVADOR SABRIÀ / BARCELONA

SEnD¿Cuál es el peso del  sector del envasado en Catalunya?

-Es uno de los principales sectores industriales del país. De hecho, es uno de los seis más fuertes, y así lo constatan varios estudios. También lo es en el conjunto de la Unión Europea. Incluye desde la fabricación de maquinaria, que en el caso catalán mucha procede de la transformación del antiguo sector textil- y el embalaje, muy relacionado con el sector alimentario y el farmacéutico, con mucha presencia en Catalunya.

-¿Está viviendo un momento de crecimiento tras la crisis?

-De hecho, según se puso de manifiesto en la jornada dedicada al packaging la semana pasada en Barcelona, los datos del conjunto del sector demuestran que incluso durante la crisis en ningún momento se dejó de crecer, posiblemente porque una de su demanda básica, el consumo de alimentos, no se ha reducido tanto como otros.

-¿Es suficiente el tamaño de las empresas de este sector?

--Cada vez más todo se está globalizando y esta actividad no es una excepción. En este campo esto tiene pros y contras porque al final se reclama un servicio de proximidad. Si eres muy pequeño te has de aliar. Si eres excesivamente grande, suele faltar flexibilidad. Y el cliente busca cada más soluciones integrales: empresas que le ofrezcan desde en el envase, hasta las etiquetas, la customización u otras. El que sea más rápido se ganará el mercado.

-¿Cuáles son las principales tendencias de futuro?

-Hay mucha innovación y tecnología disponible, muchos proyectos pero que será difícil verlos hechos realidad porque su coste aún es excesivo. Ahora la principal tendencia es la conveniencia, entendida como la creación de envases que faciliten su uso, ya sea con diseños ergonómicos, apertura y cierres fáciles y seguros. Se tiende también a unidades más pequeñas y hay que encontrar el equilibrio que permita ofrecerlas sin disparar el precio y que además preserve el contenido.

-¿Pero no puede producirse un excesivo encarecimiento del producto al final para el usuario?

--Sí, pero a la vez es lo que demanda el consumidor. La industria intenta siempre que estos cambios y novedades hagan que el envase acabe saliendo a un precio similar que el actual. Si es más caro, difícilmente lo introducirá, excepto que se tenga muy claro que el comprador está dispuesto a pagarlo. En todo caso, coste, sostenibilidad y mejora han de ir juntos.

-El plástico, muy mal visto últimamente, continúa siendo el material más usado. ¿Habrá cambios?

-No hay materiales buenos o malos. Depende de cómo se utilicen. Se tiende cada más a la economía circular. Los materiales evolucionarán hacia el autocompostaje o la autodestrucción en un tiempo prudencia. En la Europa central, el cartón tiene más presencia y el papel gana también protagonismo. Depende del proceso que se utilice, cualquier material será más o menos sostenible. En todo caso, hay que analizar todo el impacto ambiental, teniendo en cuenta que lo peor que le puede pasar a un envase es que no cumpla su función y que deteriore su contenido.

-¿Cómo afecta el comercio electrónico y la venta on line al packaging?

-De forma determinante. Cada vez hay más clientes que compran pequeñas cantidades y que las requieren en muy poco tiempo. Y las industrias deberán adaptarse, porque este cambio ha venido para quedarse.

0 Comentarios