Ir a contenido

El este de EEUU, paralizado por la nieve

La tormenta 'Jonas' provoca al menos una veintena de muertos y paraliza algunas ciudades como Washington

El centro de las ciudades se convierten en pistas de esquí, con trineos y motos acuáticas. / ATLAS

Las nevadas en EEUU dejan imágenes inéditas
La tormenta Jonas golpea la capital de EEUU
Servicios de emergencias por la tormenta Jonas

Internacional

Tras más de 30 horas de intensas nevadas que han paralizado el este de EEUU, la tormenta ‘Jonas’ ha empezado ha perder intensidad. El balance provisional deja una veintena de muertos, la mayoría en accidentes de tráfico, y la paralización de ciudades como la capital estadounidense,  Washington, y Nueva York. ‘Jonas’ debería “llegar a su fin” este domingo, según los servicios meteorológicos.

En los estados de Nueva York, Carolina del Norte, Virginia y Kentucky, Maryland Arkansas las víctimas perdieron la vida a causa de las condiciones meteorológicas. Las de Nueva York murieron fruto de un ataque al corazón mientras intentaban quitar la nieve.

El peso de la nieve ha provocado muchos cortes de energía en un país en el que la red eléctrica raramente está enterrada. Cerca de 120.000 personas siguen con cortes de luz en Carolina del Norte y 90.000 residentes de Nueva Jersey seguían sin suministro la tarde del sábado.

El fenómeno meteorológico, apodado ‘Snowzilla’ por ‘The  Washington Post’ en referencia a ‘Godzilla’, se pudo prever con mucho tiempo de antelación, y los ciudadanos han podido abastecerse en los supermercados antes de la tormenta.

CORTES DE CARRETERAS Y VUELOS CANCELADOS

En el condado de Loudoun, Virginia, ha caído un metro de nieve en tan solo unas horas. En Washington, donde cayeron 56 centímetros de nieve el sábado por la noche, la circulación de los autobuses y trenes se ha suspendido durante todo el fin de semana. Los aeropuertos y las compañías aéreas han cancelado miles de vuelos durante el sábado yel  domingo. Los aeropuertos de Washington han permanecido cerrados este domingo.

A lo largo del sábado, las autoridades pidieron a los ciudadanos que se quedaran en casa, aunque en Nueva York, por ejemplo, muchas personas desafiaron el frío y disfrutaron de la nieve acumulada en las calles de la ciudad. Por la tarde, cayeron 64 centímetros de nieve en Central Park, un récord.

En Nueva York se prohibió la circulación de vehículos a excepción de los de emergencia. "Es probable que sea una de las peores tormentas de nieve en la historia de la ciudad", advirtió Bill de Blasio, alcalde de Nueva York.

Tanto las rutas de ferrocarril en el norte y el este de Nueva York como las líneas externas del metro fueron suspendidas a media tarde. El servicio de limpieza de Nueva York tuvo que trabajar durante la noche del sábado al domingo para limpiar las calles de la ciudad después de la advertencia lanzada por las autoridades de no caminar por las calles por un motivo de seguridad.

Nueva Jersey ha sido uno de los estados más duramente golpeado por la tormenta, que ha causado inundaciones en varias zonas costeras del sur. Todos los puentes y túneles de Nueva Jersey a Nueva York estaban cerrados. En Kentucky, miles de automovilistas se vieron atrapados en una trampa provocada por un enorme atasco de tráfico de 60 kilómetros durante la noche del viernes al sábado.

0 Comentarios