El Periódico

La aportación de los lectores

Publica una carta del lector

Torneos de fútbol amateur: los pequeños pagan, los grandes ganan

ALBERT BERTRAN

Un momento de un partido de fútbol entre los prebenjamines del Sant Ildefons B y la Penya Recreativa Sant Feliu C.

Reyes Ruiz GarcíaL'Hospitalet de Llobregat

¿Qué opinas del tema de discusión? ¿Qué te parece la aportación de este usuario? Envía tu opinión para participar en el debate.

Jueves, 20 de abril del 2017 - 10:15 h

Desde Navidad, los chavales del club de fútbol donde juega mi hijo han estado preparando el Torneo de fútbol Mecup 2017 que se celebra en la isla de Menorca. Ellos van ilusionados porque van a hacer algo que les apasiona, y encima contra equipos importantes, nacionales y extranjeros. Los padres hemos pedido días de fiesta, hemos ahorrado para poder pagar la participación y acompañarlos o dejarlos ir y estamos todos los días pendiente de los grupos de WhatsApp o la página web del torneo.

La organización ha ido cambiando los grupos y los equipos desde el minuto uno. En nuestro grupo hay uno de los grandes y dos equipos de las islas, parecidos a nosotros, que somos un club con mucha solera pero de barrio. Llega el partido más esperado y salen a por todas. El partido está súperigualado y los chavales se crecen porque ven que pueden empatar o incluso ganar, pero el árbitro, con su infinita sabiduría y el poder absoluto de que disponen, se carga el partido. Pierden por la mínima, pero de forma muy injusta, porque el señor del silbato fue totalmente parcial en el encuentro, en contra nuestra.

Nos quejamos, pero la organización no hace nada, el partido se acaba y toda su ilusión se va por el desagüe. Enseguida te das cuenta de quién quieren que pase a la siguiente fase. Y, a partir de aquí, la organización nos ha ninguneado. Y te duele. Porque los grandes seguramente han venido invitados por la organización y hemos sido los pequeños los que hemos pagado todo.

Da mucho caché tener algunos nombres en el Torneo y, aunque no lo necesiten, hay que hacer que lleguen a la final. Pero hay que ser justos y, tanto derecho tienen los pequeños como los grandes, porque los sueños de los chavales son los mismos, y las ganas de disfrutar de su pasión, también.

Participaciones de los lectores

La realidad de Mas y la irrealidad de Puigdemont

José Manuel Fernández-Arroyo Barcelona

Pessimisme, autoritarisme i Síndrome d'Estocolm

Josep M. Loste Portbou (Alt Empordà)

La percepció política catalana de l'actualitat quotidiana és d'un retrocés en tots els àmbits. La qüestió nacional es troba totalment bloq... Seguir leyendo

Los médicos no esconden nada, confiemos en ellos

Rita Rodríguez Barcelona

En Barcelona, el sábado 13 de enero se celebró un acto que recibía el nombre de Un mundo sin cáncer. Lo que tu médico no te está ... Seguir leyendo

17 agosto, el día que Barcelona se paralizó

Aina Carcassona Barcelona

Puigdemont, ¿huido de la justicia o de la injusticia?

Dolors Paniagua Cordero Sant Boi de Llobregat

Continúa la guerra sin cuartel desde el Gobierno del Estado de la Nación contra el independentismo. Parece ser que e... Seguir leyendo

De pensiones y política

Demetrio Acebo Barcelona

Estamos observando como los diferentes partidos utilizan las pensiones como arma arrojadiza, poniendo de manifiesto la inestabilidad del s... Seguir leyendo