El Periódico

La aportación de los lectores

Publica una carta del lector

En memoria de John Lennon

AP PHOTO/ FILE

ajenos al drama John Lennon y Yoko Ono, a punto de entrar en el estudio de grabación The Hit Factory, en Nueva York, el 22 de agosto de 1980. A la derecha, arriba, mosaico conmemorativo en Central Park.

Javier Prieto PérezMadrid

¿Qué opinas del tema de discusión? ¿Qué te parece la aportación de este usuario? Envía tu opinión para participar en el debate.

Jueves, 7 de diciembre del 2017 - 22:00 h

Recuerdo como si fuera ayer aquel gélido 8 de diciembre de 1980, hace exactamente 37 años. Alrededor de las 22.50, hora local de Nueva York, una limusina se detuvo en la entrada del edificio Dakota, sito en la confluencia de la calle 72 con Central Park West, en Manhattan. Del interior del lujoso vehículo salieron Yoko Ono y su marido John Lennon. Allí les esperaba un fan que unas cuantas horas antes ya había recibido un autógrafo del intérprete británico. Súbitamente se escucharon cinco disparos que rasgaron el silencio de la noche. Lennon apenas pudo dar unos pasos hasta la recepción del edificio donde cayó mortalmente herido.

Aquel indeseable admirador, cuyo nombre me niego a pronunciar, había asesinado a uno de los mayores talentos de todos los tiempos. Nada más conocerse la noticia una multitud se congregó a las puertas del Hospital Roosevelt, donde solo pudo certificarse su óbito, y también cerca del lugar del magnicidio. Allí, miles de personas permanecieron en una emotiva vigilia durante toda la noche, que Ono pudo escuchar desde su apartamento.

El último día de la vida de Lennon había comenzado con una sesión de fotos para la revista Rolling Stone en su propio domicilio. Posteriormente, el matrimonio se marchó al estudio de grabación Record Plant Studio para darle unos últimos retoques a un tema que Yoko había grabado con Lennon a la guitarra. Después decidieron regresar a su vivienda porque Lennon, como siempre, quería complacer a sus seguidores, que siempre estaban en la puerta del Dakota, y también para ver a su hijo Sean, de 5 años, antes de que se durmiera. El resto ya es historia.

Irónicamente,  el compositor de Imagine y Give peace a chance atravesaba en aquella época un extraordinario momento personal y profesional, una década después de la separación del famoso grupo de Liverpool. Había retomado su carrera musical tras un parón voluntario de un lustro en el que se dedicó a criar a su hijo Sean. De hecho, solo tres semanas antes del crimen se había estrenado su disco Double fantasy, con gran éxito de crítica y público.

Sin embargo, esa fatídica noche de lunes, la música se tiñó de luto y todos los acordes y melodías sonaron a blues. Su irreparable pérdida conmocionó a la sociedad estadounidense y mundial, conscientes de que uno de los más grandes se había convertido en leyenda. Se marchó no solo uno de los fundadores  de The Beatles, sino uno de los artistas más fértiles e influyentes del siglo XX. Desde entonces, y aunque ya han transcurrido 13.415 días de su marcha, le echamos de menos exactamente igual. Como siempre en estas fechas, sus incondicionales nos reuniremos en Central Park para recordarle cantando esos himnos generacionales que se convirtieron en la banda sonora de nuestras vidas. Hasta siempre, John.

Participaciones de los lectores

El desesperante juego del Barça de baloncesto

Ernesto Espinoso Barcelona

Ya no  existe ninguna razón para que puedan ahogar los gritos de los aficionados del Barça de baloncesto. Años ... Seguir leyendo

Viva los Tres Tombs y olé

Corina E. Schvindlerman Esplugues de Llobregat

Se celebra la fiesta de Sant Antoni Abad, protector de los animales, con el paradójico escenario de caballos... Seguir leyendo

Tragicómico intento de investidura

Màrius Tàrraga Carmen Sant Adrià de Besòs

A principios de nuestra era, la Roma Imperial nos mostró lo absurdo y demencial que puede llegar a ser el culto a la personalidad del gran... Seguir leyendo

'Caso Palau': ¿Y Artur Mas no sabía nada?

Carmen B. Fernández Calafell

Tras salir a la luz la sentencia del caso Palau donde se confirma que Convèrgencia cobraba comisiones ilegales, sorprende que en ... Seguir leyendo

Persones 'excluídas' i 'exclusivas'

Francesc Reina Badalona

L’Antonio em comenta que la seva ambició ha estat, sempre, assemblar-se al llegendari Paul Ponce, el malabarista més jove del món. Ho diu... Seguir leyendo

¿Crisis?... ¿de qué crisis me habla?

Miguel Fernández-Palacios Madrid

Las empresas gastan considerables sumas de dinero en comprar máquinas que suprimen puestos de trab... Seguir leyendo

Salir del laberinto en Catalunya

Joan Castillo 08320 El Masnou

Un laberinto es un lugar formado por calles, cruces y giros que confunden al que se adentra en él. Salir del mismo, en ocasiones, no es fá... Seguir leyendo

Los votantes catalanes no quieren a Puigdemont de presidente

José Franco Llinars del Vallès

La investidura y uno oso llamado Waldo

Germán Zambrana Rodríguez Badalona

Black Mirror  es de esas series para las que necesitas una hora para ver el capítulo correspondiente y otras cuantas para reflexionar.... Seguir leyendo