El Periódico

Catalunya con gafas de poeta

Ferran Sendra / FERRAN SENDRA

Joan Manuel Serrat.

José Vicente López CimarraSanta Coloma de Gramenet

¿Qué opinas del tema de discusión? ¿Qué te parece la aportación de este usuario? Envía tu opinión para participar en el debate.

Martes, 5 de diciembre del 2017 - 13:45 h

En el año 1978, Serrat, lanzó al aire la alegre y popular canción 'Qué bonita es Badalona'. Lo más curioso es que, en aquellas fechas, Badalona no era bonita. El mar estaba sucio y contaminado, los barrios sin acabar de urbanizar y la industria ocupaba el centro de la ciudad. No, no era bonita físicamente, el artista lo sabía, y en la letra lo reflejó, pues incluso cantaba a ese 'perro muerto en la cuneta'. Y es que los poetas miran y ven con los ojos del alma, con los sentimientos de la pasión humana. El poeta cantaba a la Badalona viva y latente, al corazón y al espíritu de la ciudad, a su gente 'con mantilla y barretina'. Casi nada.

Si miramos Catalunya con los ojos físicos, podemos ver preciosos paisajes y monumentos, la bonita tierra y el deslumbrante mar. Pero si miramos con los ojos del poeta, veremos mucho mas: palparemos con las yemas de los dedos y los labios la belleza de la humanidad.

Desde 1978 a la actualidad ya ha pasado media vida. Badalona ahora sí es bonita, y Catalunya también. Físicamente son muy bonitas, desde el Tibidabo se observan unas vistas preciosas. Si bajamos del mirador de la montaña y observamos Catalunya a ras de suelo con los ojos de un poeta, vemos entonces, nos damos cuenta, que la simbiosis fraternal que activaba el pulso de vida de los catalanes se ha desajustado. Que el ritmo de la convivencia funciona descompasado, que la belleza del alma del pueblo se está desvaneciendo.

Catalunya está enferma, lamentablemente los síntomas evidencian seriamente un trastorno bipolar. Ante esta patología social, solo existe una posible cura. Y la deberán practicar los políticos que nos gobiernen a partir de las próximas elecciones. Para tan compleja intervención, tendrán que ponerse las gafas de poeta, las que tengan el máximo de graduación; observar atentamente las heridas, acariciarlas, curarlas... y si es posible, también pedir perdón.

Participaciones de los lectores

Por una España multicultural y plurilingüe

Pablo García Fernández A Estrada

Llevamos años con una manida incertidumbre territorial y ahora llega la incertidumbre cultural. Parece que la aplica... Seguir leyendo

Catalunya se nos ha ido de las manos

Eric Romera Carvajal Viladecans

21-D: Molts interrogants oberts

Joan Xuriach Barcelona

Per què la violència a Catalunya apareix després de l'arribada de les forces policials espanyoles i les manifestacions unionistes? Per què... Seguir leyendo

España se lleva hasta el arte

Enrique Vivanco Barcelona

La señora Arrimadas de Ciudadanos es un prodigio explicando cuentos a los que la escuchan. Según esta política, y cito textualmente: ̶... Seguir leyendo

Carta a l'Emma Riverola

Carles Herranz Folgueroles (Barcelona)

Jo entenc que Emma Riverola té la idea clara de pertinença a l'Estat espanyol i no li ho recrimino, només faltaria. Però em preocupa el gi... Seguir leyendo

El 22-D el soberanismo debe hacer piña

Joana Polo Barcelona

La emocionante imagen amarilla y llena de esteladas en Bruselas ha hecho que tiemblen lo cimientos del corazón de Europa... Seguir leyendo

Una democràcia espanyola inquisidora

Josep Loste Portbou (Alt Empordà)

L’autoritarisme polític (folrat en una disfressa judicial)  ha provocat que ja tornem a tenir presos polítics i estiguin en perill l... Seguir leyendo

¿Ciudadanos? No, gracias

Pere Gatius Lleida

Soy un simple observador de lo que acontece, sin afiliación a ninguna formación política y me repugnan las afirmaciones y promesas que realizan sus líderes, Albert &... Seguir leyendo

L'espectacularització de la informació

Marta Sánchez Martínez Alella

És evident com alguns programes de televisió estan prenent en consideració la situació política actual. Tant és així que inclús alguns pro... Seguir leyendo