Ir a contenido

Patrocina:

EFECTOS DEL PROCESO DE INDEPENDENCIA

El Gobierno reduce al mínimo los trámites para cambiar de domicilio social

Los traslados solo deberán pasar por la junta de accionistas si los estatutos sociales establecen que no puede hacerlo el consejo de administración

Agustí Sala

El ministro de Economía, Luis de Guindos.

El ministro de Economía, Luis de Guindos. / DAVID CASTRO

Aún más fácil y rápido. El Gobierno ha aprobado un decreto para reducir al mínimo los trámites para el cambio de domicilio social de las empresas. Con la entrada en vigor de la norma, las compañías no tendrán ni siquiera que someter a su junta de accionistas ese tipo de decisiones, aunque así lo establezcan sus estatutos sociales.

La norma establece que "solo si existe una declaración expresa en contrario por parte de los estatutos de la sociedad, no será el consejo de administración el competente para aprobarlo".  La medida facilita los trámites a compañías como CaixaBank o a Gas Natural.

La reforma de la ley de sociedades de capital del 2015 facilitó ya este tipo de modificaciones al establecer que el traslado de domicilio social dentro de España podía acordarse solo con el visto bueno del consejo de administración. La única limitación era que los estatutos sociales lo condicionaran a la ratificación por la junta de accionistas.

El Ejecutivo central afirma que "la extraordinaria y urgente necesidad de la medida viene justificada por la exigencia de garantizar la plena vigencia del principio de libertad de empresa así como de respetar la prohibición de adoptar medidas que obstaculicen la libertad de establecimiento de los operadores económicos, ambos preceptos recogidos en la Constitución". A su vez responde "a la demanda de amplios sectores empresariales ante las dificultades surgidas para el normal desarrollo de su actividad en una parte del territorio nacional".

Presiones del Gobierno

Estos cambios normativos han sido criticados por el Govern. El 'vicepresident' Oriol Junqueras, durante una entrevista en Catalunya Ràdio ha considerado que el decreto del Ejecutivo central demuestra las presiones a las que están sometiendo a muchas empresas.

Además del Banc Sabadell, que ya ha decidido trasladar el domicilio social a Alicante, CaixaBank ha acordado lo propio y ubicarlo en Valencia. Otras compañías como Gas Natural, la aseguradora Catalana Occident o Freixenet se reservan la posiblidad, la igual que Codorniu. Otras empresas como la biotecnológica Oryzon o la textil Dogi ya han decidido cambiar su sede social.

0 Comentarios
cargando