Ir a contenido

HISTORIAS MÍNIMAS

Viajar a su aire

La web Tripperzone es la tercera experiencia de Dani Alonso para facilitar a cada viajero la ruta que más le interese

MERCEDES JANSA / MADRID

fcasals34547998 economia dani alonso tripperzone160702195907

Dani Alonso, responsable de Tripperzone. / periodico

Viajar con el vuelo, alojamiento y excursiones organizadas desde que se sale de casa puede ser más cómodo pero menos entretenido. Para empezar, limita las experiencias personales, como las que tuvo Dani Alonso (Barcelona, 1986) cuando viajó a Nueva Zelanda en el 2009 y se dio cuenta de las dificultades que te encuentras al viajar por libre, entre ellas que hay que mirar cientos de webs para encontrar el dato que quieres. De ahí surgió KiwiViajes, una web especializada en viajes por Oceanía, que gestionó en solitario volcando en ella sus conocimientos sobre lugares visitados y datos sobre transportes o alojamiento. El éxito que tuvo le llevó a repetir la idea con páginas dedicadas a Nepal y Australia y en el 2012 las reunió a todas en el portal LowCostViajes.

En estos casos el modelo de negocio fue siempre el mismo. A cambio de una cuota, el viajero recibía asesoramiento sobre el lugar elegido para visitar, las posibilidades de alojamiento, el transporte (desde rutas aéreas regionales a autobuses locales) y todo lo que quisiera saber. Llegó a tener más de 10.000 usuarios registrados, propuestas para viajar a 18 destinos  en los cinco continentes y fue la base para 20.000 rutas para unos 6.000 clientes. Con estos cimientos a primeros de junio abrió Tripperzone que supone "un paso más allá al dar al usuario gratuitamente las herramientas que hemos utilizado estos años para que se organice el viaje a su gusto", explica Dani Alonso.

SIN CUOTA

Ahora el usuario no tendrá que pagar una cuota fija. La web cobra una comisión por enlazar con empresas de alquiler de coches, hoteles y particulares que ofrecen alojamiento, compañías aéreas o de otro tipo de transporte. La única condición es que no encarezca el precio del viaje respecto del que inicialmente ofrece la web, que está entre el 30% y el 60% más barato que las agencias tradicionales. A cambio ofrece rapidez, calidad en la información, eficiencia y libertad y personalizar el viaje deseado fuera de las trilladas rutas turísticas.

La empresa ofrece información que difícilmente dará una agencia tradicional, como el horario de un atobús local en un país en vías de desarrollo, porque no le aporta ingresos. Tripperzone le da la vuelta y convierte este tipo de información en un aliciente y puede recomendar, dar precios habituales e incluso indicar dónde se vende, explica Dani Alonso, que capitanea, desde un pequeño local en el centro de Barcelona, a cinco personas que con horarios de hasta 12 horas mantienen este proyecto.

La herramienta que ahora pone a disposición del viajero da mucha importancia al aspecto de red social entre los seguidores de la web en la que pueden intercambiar y compartir experiencias. De esta forma, existe una interacción entre los usuarios y estos pueden poner los datos y conocimientos  que han tenido en su viaje (desde autobuses a los mejores lugares o los más baratos para comer o alojarse, etc) a disposición de otros, previa revisión por parte del equipo de Tripperzone.

Tras la experiencia acumulada en los tres proyectos de viajes por libre en Internet, Dani Alonso ha aprendido dos cosas. Primera, "que a veces es mejor hacer algo pequeño y bien que cosas más grandes. Es complicado abarcar mucho" y segunda, que con la tecnología actual "todo cambia extremadamente rápido,  no hay una fórmula que dure mucho". Una de las cosas que ha cambiado es la forma de concebir los viajes por parte del público. En España, "somos dados a viajar por libre. El 70% de los ciudadanos no acuden a una agencia de viaje y el 80% de las reservas se hacen desde el ordenador", afirma Dani.

Él trabaja para que el viajero tenga a su disposición todos los datos veraces y actualizados, y al mismo tiempo sigue alimentando su espíritu aventurero. Hace poco que regresó de un periplo de cuatro meses en los que atravesó Asia buscando lugares de alojamiento para los usuarios de su web.

Temas: Internet Turismo

0 Comentarios