Ir a contenido

tras el alza de la prima de riesgo

El Eurogrupo pide a España un fondo para reforzar a la banca

La eurozona quiere acelerar la valoración independiente del 'ladrillo' bancario

Guindos pide ayuda a sus socios ante el ataque de los mercados a la deuda

ELISEO OLIVERAS / Bruselas

El Eurogrupo ha pedido a España que se dote de un fondo con recursos suficientes para recapitalizar a la banca o para actuar como cortafuegos financiero y que "acelere" la valoración independiente de los activos inmobiliarios en manos de las entidades financieras.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, había pedido antes "la cooperación de la eurozona" ante el fuerte ataque a la deuda pública española en los mercados financieros, porque "España ha hecho todo lo que tenía que hacer". De Guindos ha obtenido un respaldo general a la reforma bancaria y a la política de ajustes y reformas gubernamental, pero el Eurogrupo le ha reclamado además que "acelere" la valoración independiente de los activos bancarios y que se dote de un fondo adecuado de recapitalización.

"Instamos a España a acelerar la valoración externa de la situación de la banca y a tomar las medidas necesaria para crear reservas creíbles para el caso de que fueran necesarias" para recapitalizar la banca, ha señalado el presidente del Eurogrupo y primer ministro luxemburgués, Jean-Claude Juncker, al acabar la reunión.

ACTUAR RÁPIDO

"La rapidez es esencial", ha subrayado Juncker. El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Olli Rehn, también ha insistido en la necesidad de actuar con rapidez: "Animamos a España a que acelere la valoración independiente de los balances de los bancos".

Juncker ha eludido pronunciarse sobre si España disponía de suficientes recursos para recapitalizar a la banca o si debía pedir ayuda al fondo de rescate europeo para ello. "Espero que el Gobierno español hará lo que tenga que hacer", se ha limitado a indicar Juncker.

El Eurogrupo ha estimado que las medidas de reforma bancaria adoptadas "contribuirán a solventar las vulnerabilidades" del sector financiero español y las ha respaldado "plenamente". Rehn ha añadido que contribuirán a "disipar las dudas" persistentes sobre el sector bancario.

De Guindos, al igual que el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha atribuido la desconfianza mostrada hacia España en los mercados financieros al contagio de la crisis griega y a las incertidumbres sobre la capacidad helena de poder permanecer en la eurozona ante el auge de las fuerzas políticas que rechazan las condiciones del plan de rescate.

"España ha tomado todas las medidas que se consideran adecuadas para volver al crecimiento y estabilizar la economía", ha destacado De Guindos como contrapunto a la situación de Grecia, antes de comenzar la reunión del Eurogrupo, dominada precisamente por los problemas económicos y financieros de España y por la inestabilidad política y la insolvencia económica de Grecia.

DEBERES CUMPLIDOS

"Hemos hecho todo lo que teníamos que hacer. A partir de aquí, lo que necesitamos es la cooperación de todo el conjunto de la zona euro. Tiene que ser una respuesta conjunta y espero que esta noche en el Eurogrupo así se defina", había indicado De Guindos al entrar en la reunión ministerial europea.

El ministro no ha querido pronunciarse sobre las consecuencias para España de una eventual salida de Grecia de la zona euro y ha insistido en resaltar la importancia de las reformas españolas: "El Gobierno ha tomado medidas en el ámbito laboral, ha tomado medidas en el ámbito financiero, de saneamiento profundísimo de nuestros bancos, de mejora a medio y largo plazo de nuestra posición fiscal".

De Guindos tampoco ha hecho ninguna referencia a que la Comisión Europea estima que España, a pesar de los ajustes presupuestarios anunciados el Gobierno de Mariano Rajoy, incumplirá el objetivo de reducir el déficit público al 5,3% del producto interior bruto (PIB) este año impuesto por el Eurogrupo y que el déficit en realidad se situará a final de año en el 6,4%.

0 Comentarios