Ir a contenido

Gaviria gana en el Giro antes de la gran subida a Oropa

Oropa abre el gran episodio de la montaña con Dumoulin defendiéndose y Quintana atacando

SERGI LÓPEZ-EGEA / BARCELONA

Tom Dumoulin, en el podio

Tom Dumoulin, en el podio. / LUK BENIES (AFP)

Una, dos, tres y hasta cuatro victorias de Fernando Gaviria, el corredor colombiano que en las llegadas al esprint parece tan bueno como su compatriota Nairo Quintana, el líder del Movistar, cuando aparece la montaña. Cuatro triunfos se ha anotado ya el joven corredor del Quick Step en este Giro, que afronta hoy la trascendental e histórica ascensión al santuario de Oropa donde Quintana necesita comenzar a arañar tiempo a Tom Dumoulin en su reto de conseguir una segunda victoria absoluta en la ronda italiana, el objetivo que lo ha llevado a Italia.

Tras una etapa en la que no ha habido más historia que el esprint, peligroso y rápido y, por fortuna, sin caídas, pese al riesgo, el Giro se despide ya de las llegadas masivas para afrontar el bloque decisivo de montaña que empieza en Oropa y alcanza su punto principal, el martes, en la etapa reina, con el Mortirolo (dedicado este año al desaparecido Michele Scarponi) y el Stelvio en el camino. A partir de ahora, toca defender a Dumoulin y atacar a Quintana, sin olvidar tampoco a otros corredores que no son ni mucho menos invitados sin voz ni voto en este Giro, como son Vincenzo Nibali y Thibaut Pinot, dos buenos escaladores.

LAS DIFERENCIAS

El Giro llega a Oropa con Dumoulin distanciado a 2.23 minutos de Quintana. El líder del Movistar ocupa la segunda plaza de la general. Sin olvidar tampoco al holandés Bauke Mollema (tercero, a 2.38 minutos de su compatriota Dumoulin), Pinot y Nibali también se encuentran a menos de tres minutos de la maglia rosa, en lo que se calcula debe ser una lucha apasionante en lo que queda de Giro con los escaladores tratando de distanciar a Dumoulin porque saben que la última etapa en Milán es una contrarreloj que favorece al ciclista holandés.

0 Comentarios