Ir a contenido

Agenda para potenciar el entorno del río

El Besòs quiere dejar de ser la frontera de Barcelona

Barcelona, Santa Coloma, Badalona, Sant Adrià del Besòs y Montcada apuestan por potenciar la zona

Los ayuntamientos aúnan esfuerzos para convertirla en un nuevo punto de centralidad metropolitana

JOAN SALICRÚ / BARCELONA

fcosculluela39361905 besos170719171733

De izquierda a derecha,  Laura Campos, Dolors Sabater,  Joan Callau, Ada  Colau,  Núria Parlon y Janet Sanz.  / RICARD CUGAT

Ni frontera ni patio trasero, bisagra y nuevo punto de centralidad metropolitana. Con voluntad de sacudirse el estigma de teritorio ignoto e invisible. Esta es la voluntad que hay detrás de la denominada Agenda Besòs, presentada este miércoles en el Campus Besòs de la UPC en una rueda de prensa conjunta por las alcaldesas Núria Parlon (Santa Coloma), Dolors Sabater (Badalona), Laura Campos (Montcada i Reixach) y el primer edil de Sant Adrià del Besòs, Joan Callau, junto a la de Barcelona, Ada Colau.

Este acto es la primera concreción sobre el papel de una estrategia conjunta supramunicipal a la cual se dio el pistoletazo de salido en febrero del año pasado.  Así, entre las 130 acciones previstas figura la construcción de 3 nuevos puentes sobre el Besòs –uno de ellos una pasarela-, así como dar “calidad urbana” a otros cinco ya existentes.

URBANIZACIÓN DEL CAUCE 

También la urbanización como paseo del cauce del río en su vertiene barcelonesa –para que deje de desentonar con la de Santa Coloma y Sant Adrià, donde es un espacio lleno de vida desde hace tiempo- así como el futuro parque de las Tres Xemeneies y la Bessossada, una Fiesta Mayor de todos los municipios implicados que intentará “hermanar” a sus habitantes.      

“Un milión de personas, el 12% de los catalanes, viven aquí, de modo que, como Barcelona, tenemos que girar definitivamente la mirada hacia esta zona”, ha afirmado la alcaldesa Ada Colau, que ha enlazado su intervención con los 25 años de los Juegos Olímpicos. “En aquel momento recuperamos el mar, ahora es el momento de recuperar el Besòs”, ha comentado.

Asimismo, la alcaldesa ha lamentado el déficit de inversión que históricamente ha sufrido la zona y ha subrayado su compromiso con el Besòs recordando que el plan de barrios, que es el buque insignia de su mandato, ha empezado su ejecución por aquí. “Para nosotros, el Besòs era y es una prioridad”, ha insistido. De hecho, una de las ideas que se dibuja en el plan es llevar esa idea a todo el ámbito metropolitano.

INTERNACIONALIZACIÓN

La alcaldesa de Santa Coloma, Núria Parlon, ha querido ir un poco más lejos y, además de hablar de cohesión social, ha explicado que se trata de una zona con voluntad de internacionalizarse. “La estrategia que desde Santa Coloma llevamos a cabo, vinculada a las ciencias de la alimentación, la gastronomía y la salud, quiere proyectar esta zona hacia el mundo”, ha afirmado.

Parlón ha apuntado también la necesidad de ejercer como lobi de presión hacia las otras administraciones con competencias en el territorio, sin olvidar las posibilidades de financiación procedentes de la Unión Europea. Reclamación a la cual se ha sumado inemdiatamente Ada Colau: “Hay muchos proyectos en infraestructuras que dependen de la Generalitat y del Estado”.

La alcaldesa de Badalona, Dolors Sabater, ha apuntado que era necesaria la configuración del área del Besòs para “ejercer de contrapeso” a la zona del Llobregat y ha asegurado que los problemas vinculados a las personas sin hogar y a la emergencia habitacional serán prioriatarios.

LA COMPLEJIDAD DE LA MINA

Por su parte, el primer edil de Sant Adrià, Joan Callau, ha manifestado que la complejidad de situaciones como la del barrio de la Mina es lo que explica la necesidad de trabajar en conjunto. La alcaldesa de Montcada, Laura Campos, ha destacado que ha llegado el momento del Besòs. “Si nos creemos la idea de la ciudad metropolitana, no podemos tener barrios de primera y de segunda”, ha apuntado.

De momento, los primeros 15 proyectos que figuran en la agenda están presupuestados en una cantidad que oscila entre los 150 y 200 millones de euros, una cifra inconcreta, entre otras cosas, porque cada uno de los proyectos incluidos tiene un esquema de financiación distinto en función de las administraciones que tienen que intervenir en él.

0 Comentarios