Ir a contenido

MEDIOAMBIENTE

¿Por qué es importante reciclar correctamente la materia orgánica en el contenedor marrón?

Reciclar la comida en el contenedor gris en vez de en el marrón provoca que pierda sus potenciales propiedades agrícolas

Los ecoparques precisan de una materia orgánica pura y correctamente reciclada para su correcto funcionamiento tecnológico

El Periódico

¿Por qué es importante reciclar correctamente la materia orgánica en el contenedor marrón? Este vídeo lo cuenta. / CRISTINA MORAL / POL ALFAGEME

La Agència de Residus de Catalunya define la Fracción Orgánica de Residuos Municipales (FORM) como el tipo de residuo fundamentalmente constituido por restos de comida y vegetales de pequeño tamaño que pueden recogerse selectivamente -segregar para hacer posible su reciclaje y fabricación de nuevos productos- y que son susceptibles de degradarse biológicamente.

El producto que se obtiene de su tratamiento tiene un uso principal: fertilizante aplicado a la agricultura, aunque, antes de llegar a obtener este compuesto, la materia orgánica recogida selectivamente también se puede aprovechar energéticamente, por lo que un proceso llevado a cabo por microorganismos produzca biogás, que se utiliza para generar electricidad.

Ahora bien: ¿qué ocurre cuando el ciudadano no recicla debidamente esta materia orgánica en el contenedor marrón y, en su lugar, la introduce en el contenedor gris, conocido como 'fracción resto', donde en los hogares se mezcla habitualmente la materia orgánica con materiales no reciclables como toallitas húmedas o polvo? Básicamente, que la materia orgánica, aunque se puede aún aprovechar a través de un tratamiento que se lleva a cabo en los llamados ecoparques, pierde sus propiedades para el uso agrícola (recurso) y se convierte en un residuo.

El uso agrícola de la materia orgánica bien reciclada

Josep Tàrraga, director del ecoparque de Montcada i Reixac, gestionado por el Área Metropolitana de Barcelona (AMB), lo explica así: "La diferencia principal entre la materia orgánica obtenida del contenedor gris [ 'fracción resto'] y la materia orgánica pura que proviene del contenedor marrón [reciclada correctamente en los hogares] es que la primera no puede ser implementada agrícolamente, ya que la materia orgánica que contiene es inferior al 40% y por lo tanto se puede contaminar con metales o elementos que están en la bolsa de la basura ".

Así pues, si la materia orgánica se tira al contenedor gris en vez de al marrón, pierde automáticamente las propiedades para su uso en la agricultura y sólo sirve para obra pública o valorización energética, por ejemplo, usos menos deseables desde el punto de vista del reciclaje ya que quedan al margen de la reutilización natural. Es decir, si no se recicla correctamente, la materia orgánica no es un recurso natural, sino un residuo.

Imprescindible para el funcionamiento de los ecoparques

Los ecoparques son instalaciones pensadas para implementar un tratamiento mecánico-biológico que recupere los materiales reciclables y la materia orgánica del contenedor gris. En este tratamiento también cobra especial relevancia el hecho de que la materia orgánica que se obtiene sea pura, es decir, que esté correctamente separada en el contenedor marrón sin estar mezclada con otros materiales no reciclables.

"La planta funciona mejor si la recogida selectiva [materia orgánica del contenedor marrón] es pura. La tecnología que tenemos aquí, para el tratamiento de la FORM, funciona gracias a la recogida selectiva, ya que con la materia orgánica que obtenemos del contenedor gris, esta tecnología no funcionaría. Por lo tanto, la recogida selectiva de orgánica es muy importante para una planta como la nuestra ", explica Tàrraga.

Concretamente, el director del ecoparque de Montcada se refiere a que, en la parte biológica del tratamiento que se produce en las plantas de los ecoparques, el compostaje consiste en la degradación de la materia orgánica mediante microorganismos anaeróbicos. Estos microorganismos, los cuales harán posible la generación de una energía eléctrica que a su vez acabará convirtiendo la materia orgánica en fertilizante, necesitan de una materia orgánica cuanto más pura -y bien reciclada- mejor para funcionar debidamente.

La dimensión económica

Indirectamente, no reciclar correctamente la materia orgánica también conlleva problemas económicos. Por un lado, porque el potencial beneficio agrícola que existe con la reutilización natural de la materia orgánica que proviene del contenedor marrón es superior a los otros usos que se le puede dar a la que se separa del contenedor gris.

Y, por otra parte, el tratamiento de la materia orgánica ya es caro en sí, pero si se suman los costes de separar la orgánica de la 'fracción resto' del contenedor gris, supone una inversión que se podría destinar a otros servicios públicos. 

0 Comentarios
cargando